x
Biblia Todo Logo

Biblia Online



2 Pedro 2:4 - Traducción en Lenguaje Actual

2 Pedro 2:4

Dios no perdonó a los ángeles que pecaron, sino que los mandó al infierno. Y allí están, encadenados en la oscuridad, hasta que llegue el día en que Dios juzgará a todos.

Ver Capítulo

2 Pedro 2:4 - Reina Valera 1960

Porque si Dios no perdonó a los ángeles que pecaron, sino que arrojándolos al infierno los entregó a prisiones de oscuridad, para ser reservados al juicio;

Ver Capítulo

2 Pedro 2:4 - Nueva Version Internacional

Dios no perdonó a los ángeles cuando pecaron, sino que los arrojó al abismo,* metiéndolos en tenebrosas cavernas* y reservándolos para el juicio.

Ver Capítulo

2 Pedro 2:4 - Nueva Versión Internacional 1999

Dios no perdonó a los ángeles cuando pecaron, sino que los arrojó al abismo, metiéndolos en tenebrosas cavernas[f] y reservándolos para el juicio.

Ver Capítulo

2 Pedro 2:4 - Biblia de las Americas

Porque si Dios no perdonó a los ángeles cuando pecaron, sino que los arrojó al infierno y los entregó a fosos de tinieblas, reservados para juicio;

Ver Capítulo

2 Pedro 2:4 - Dios habla hoy

Dios no perdonó a los ángeles que pecaron, sino que los arrojó al infierno y los dejó en tinieblas, encadenados y guardados para el juicio. [2]

Ver Capítulo

2 Pedro 2:4 - Kadosh Israelita Mesiánica

Porque si YAHWEH no perdonó a los malajim que pecaron, sino que fueron arrojados en mazmorras de oscuridad más profundas que el Sheol,[11] para ser reservados para el juicio.

Ver Capítulo

2 Pedro 2:4 - Nueva Traducción Viviente

Pues Dios no perdonó ni siquiera a los ángeles que pecaron, sino que los arrojó al infierno,* dentro de fosas tenebrosas,* donde están encerrados hasta el día del juicio.

Ver Capítulo

2 Pedro 2:4 - La Biblia del Oso  RV1569

Porque como eſcaparàn ellos, pues no perdonó Dios à los Angeles que auian peccado mas antes auiendolos deſpeñado en el infierno con cadenas de obscuridad, los entregó para ſer reſeruados àl juyzio:

Ver Capítulo

2 Pedro 2:4 - Reina Valera Antigua 1602

Porque si Dios no perdonó á los ángeles que habían pecado, sino que habiéndolos despeñado en el infierno con cadenas de oscuridad, los entregó para ser reservados al juicio;

Ver Capítulo