x

Biblia Online

Anuncios



Apocalipsis 22 - Biblia Nacar-Colunga

1. Y me mostró un río de agua de vida, clara como el cristal, que salía del trono de Dios y del Cordero.

2. En medio de la calle y a un lado y otro del río había un árbol de vida que daba doce frutos, cada fruto en su mes, y las hojas del árbol eran saludables para las naciones.

3. No habrá ya maldición alguna, y el trono de Dios y del Cordero estará en ella,

4. y sus siervos le servirán, y verán su rostro, y llevarán su nombre sobre la frente.

5. No habrá ya noche, ni tendrá necesidad de luz de antorcha, ni de luz del sol, porque el Señor Dios los alumbrará, y reinarán por los siglos de los siglos.

La venida de Cristo está cerca

6. Y me dijo: Estas son las palabras fieles y verdaderas, y el Señor, Dios de los espíritus de los profetas, envió su ángel para mostrar a sus siervos las cosas que están para suceder pronto.

7. He aquí que vengo presto. Bienaventurado el que guarda las palabras de la profecía de este libro.

8. Y yo, Juan, oí y vi estas cosas. Cuando las oí y vi, caí de hinojos para postrarme a los pies del ángel que me las mostraba.

9. Pero me dijo: No hagas eso, pues soy consiervo tuyo, y de tus hermanos los profetas, y de los que guardan las palabras de este libro; adora a Dios.'

10. Y me dijo: No selles los discursos de la profecía de este libro, porque el tiempo está cercano.

11. El que es injusto continúe aún en sus injusticias, el torpe prosiga en sus torpezas, el justo practique aún la justicia y el santo santifíquese más.

12. He aquí que vengo presto, y conmigo mi recompensa, para dar a cada uno según sus obras.

13. Yo soy el alfa y la omega, el primero y el último, el principio y el fin.

14. Bienaventurados los que lavan sus túnicas para tener derecho al árbol de la vida y a entrar por las puertas que dan acceso a la ciudad.

15. Fuera perros, hechiceros, fornicarios, homicidas, idólatras y todos los que aman y practican la mentira.

16. Yo, Jesús, envié a un ángel para testificaros estas cosas sobre las iglesias. Yo soy la raíz y el linaje de David, la estrella brillante de la mañana.

17. Y el Espíritu y la Esposa dicen: Ven. Y el que escucha diga: Ven. Y el que tenga sed, venga, y el que quiera tome gratis el agua de la vida.

18. Yo atestiguo a todo el que escucha mis palabras de la profecía de este libro que, si alguno añade a estas cosas, Dios añadirá sobre él las plagas escritas en este libro;'

19. y si alguno quita de las palabras del libro de esta profecía, quitará Dios su parte del árbol de la vida y de la ciudad santa que están escritos en este libro.

20. Dice el que testifica estas cosas: Sí, vengo pronto. Amén. Ven, Señor Jesús.

21. La gracia del Señor Jesús sea con todos* Amén.

Biblia Nácar-Colunga

Alberto Colunga Cueto, y Eloíno Nácar Fúster. 1944©






Anuncios