Biblia Todo Logo

La Biblia Online


Apocalipsis 10:1 - Traducción en Lenguaje Actual

Apocalipsis 10:1

Luego vi a otro ángel poderoso, que bajaba del cielo envuelto en una nube. Un arco iris adornaba su cabeza; su cara brillaba como el sol, y sus piernas eran como dos columnas de fuego.

Ver Capítulo

Apocalipsis 10:1 - Reina Valera 1960

Vi descender del cielo a otro ángel fuerte, envuelto en una nube, con el arco iris sobre su cabeza; y su rostro era como el sol, y sus pies como columnas de fuego.

Ver Capítulo

Apocalipsis 10:1 - Nueva Version Internacional

Después vi a otro ángel poderoso que bajaba del cielo envuelto en una nube. Un arco iris rodeaba su cabeza; su rostro era como el sol, y sus piernas parecían columnas de fuego.

Ver Capítulo

Apocalipsis 10:1 - Biblia de las Americas

Y vi a otro ángel poderoso que descendía del cielo, envuelto en una nube; y el arco iris estaba sobre su cabeza, y su rostro era como el sol, y sus pies como columnas de fuego;

Ver Capítulo

Apocalipsis 10:1 - Dios habla hoy

Vi otro ángel poderoso, que bajaba del cielo envuelto en una nube; tenía un arco iris sobre la cabeza, su cara brillaba como el sol y sus piernas parecían columnas de fuego.

Ver Capítulo

Apocalipsis 10:1 - Nueva Traducción Viviente

Entonces vi a otro ángel poderoso que descendía del cielo envuelto en una nube con un arco iris sobre su cabeza. Su cara brillaba como el sol, y sus pies eran como columnas de fuego.

Ver Capítulo

Apocalipsis 10:1 - Palabra de Dios para Todos

Después, vi a otro ángel poderoso que bajaba del cielo envuelto en una nube y con un arco iris alrededor de su cabeza. Su cara era como el sol y sus piernas como columnas de fuego.

Ver Capítulo

Apocalipsis 10:1 - Biblia de Jerusalén 1998

Vi también a otro ángel poderoso, que bajaba del cielo envuelto en una nube, con el arcoiris sobre su cabeza, su rostro como el sol y sus piernas como columnas de fuego.

Ver Capítulo

Apocalipsis 10:1 - Kadosh Israelita Mesiánica

Y vi a un malaj poderoso descendiendo del cielo. Estaba vestido por una nube, con un arco iris sobre su cabeza; su rostro era como el sol, y sus piernas como columnas de fuego,

Ver Capítulo