x
Biblia Todo Logo

Biblia Online

Anuncios


Hechos 22:5 - Reina Valera 1960

Hechos 22:5

como el sumo sacerdote también me es testigo, y todos los ancianos, de quienes también recibí cartas para los hermanos, y fui a Damasco para traer presos a Jerusalén también a los que estuviesen allí, para que fuesen castigados.

Ver Capítulo

Hechos 22:5 - Traducción en Lenguaje Actual

El jefe de los sacerdotes y todos los líderes del país saben bien que esto es cierto. Ellos mismos me dieron cartas para mis amigos judíos de la ciudad de Damasco, para que ellos me ayudaran a atrapar más seguidores de Jesús. Yo fui a Damasco para traerlos a Jerusalén y castigarlos.

Ver Capítulo

Hechos 22:5 - Nueva Version Internacional

y así lo pueden atestiguar el sumo sacerdote y todo el Consejo de ancianos. Incluso obtuve de parte de ellos cartas de extradición para nuestros hermanos judíos en Damasco, y fui allá con el fin de traer presos a Jerusalén a los que encontrara, para que fueran castigados.

Ver Capítulo

Hechos 22:5 - Nueva Versión Internacional 1999

y así lo pueden atestiguar el sumo sacerdote y todo el Consejo de ancianos. Incluso obtuve de parte de ellos cartas de extradición para nuestros hermanos judíos en Damasco, y fui allá con el fin de traer presos a Jerusalén a los que encontrara, para que fueran castigados.

Ver Capítulo

Hechos 22:5 - Biblia de las Americas

de lo cual pueden testificar el sumo sacerdote y todo el concilio de los ancianos. También de ellos recibí cartas para los hermanos, y me puse en marcha para Damasco con el fin de traer presos a Jerusalén también a los que estaban allá, para que fueran castigados.

Ver Capítulo

Hechos 22:5 - Dios habla hoy

El jefe de los sacerdotes y todos los ancianos son testigos de esto. Ellos me dieron cartas para nuestros hermanos judíos en Damasco, y fui allá en busca de creyentes, para traerlos aquí a Jerusalén y castigarlos.

Ver Capítulo

Hechos 22:5 - Kadosh Israelita Mesiánica

El kohen hagadol y todo el Sanhedrin también pueden dar testimonio de esto. En verdad, después de recibir cartas de ellos a sus colegas en Dammesek, estaba de camino para arrestar también a los de esa ciudad, y traerlos a Yerushalayim, para que fueran castigados.

Ver Capítulo

Hechos 22:5 - Nueva Traducción Viviente

El sumo sacerdote y todo el consejo de ancianos pueden dar fe de que esto es cierto. Pues recibí cartas de ellos, dirigidas a nuestros hermanos judíos en Damasco, las cuales me autorizaban a encadenar a los cristianos de esa ciudad y traerlos a Jerusalén para que fueran castigados.

Ver Capítulo

Hechos 22:5 - La Biblia del Oso  RV1569

Como tãbien el Principe de los Sacerdotes me es teſtigo, y todos los Ancianos: de los quales aun tomãdo letras à los Hermanos yua à Damaſco para traer tambien présos à Ieruſalem, à los q̃ eſtuuießen alli, paraque fueßen punidos.

Ver Capítulo

Hechos 22:5 - Reina Valera Antigua 1602

Como también el príncipe de los sacerdotes me es testigo, y todos los ancianos; de los cuales también tomando letras á los hermanos, iba á Damasco para traer presos á Jerusalem aun á los que estuviesen allí, para que fuesen castigados.

Ver Capítulo