x

Biblia Online

Anuncios


Hechos 9:2 - Dios habla hoy

Hechos 9:2

y le pidió cartas de autorización para ir a las sinagogas de Damasco, a buscar a los que seguían el Nuevo Camino, [1] tanto hombres como mujeres, y llevarlos presos a Jerusalén.

Ver Capítulo

Hechos 9:2 - Reina Valera 1960

y le pidió cartas para las sinagogas de Damasco, a fin de que si hallase algunos hombres o mujeres de este Camino, los trajese presos a Jerusalén.

Ver Capítulo

Hechos 9:2 - Traducción en Lenguaje Actual

Ver Capítulo

Hechos 9:2 - Nueva Version Internacional

y le pidió cartas de extradición para las sinagogas de Damasco. Tenía la intención de encontrar y llevarse presos a Jerusalén a todos los que pertenecieran al Camino, fueran hombres o mujeres.

Ver Capítulo

Hechos 9:2 - Nueva Versión Internacional 1999

En el viaje sucedió que, al acercarse a Damasco, una luz del cielo relampagueó de repente a su alrededor.

Ver Capítulo

Hechos 9:2 - Biblia de las Americas

y le pidió cartas para las sinagogas de Damasco, para que si encontraba algunos que pertenecieran al Camino, tanto hombres como mujeres, los pudiera llevar atados a Jerusalén.

Ver Capítulo

Hechos 9:2 - Kadosh Israelita Mesiánica

y le pidió cartas para las sinagogas de Dammesek, autorizándole a arrestar a cualquier persona que pudiera encontrar, fuera hombre o mujer, que perteneciera "al Camino" y los trajera a Yerushalayim.

Ver Capítulo

Hechos 9:2 - Nueva Traducción Viviente

Le pidió cartas dirigidas a las sinagogas de Damasco para solicitarles su cooperación en el arresto de los seguidores del Camino que se encontraran ahí. Su intención era llevarlos —a hombres y mujeres por igual —de regreso a Jerusalén encadenados.

Ver Capítulo

Hechos 9:2 - La Biblia del Oso  RV1569

Y demandó deel letras para Damaſco à las Synogas, paraq̃ ſi hallaße algunos varones ò mugeres deeſta ſea, los truxeße preſos à Ieruſalem.

Ver Capítulo

Hechos 9:2 - Reina Valera Antigua 1602

Y demandó de él letras para Damasco á las sinagogas, para que si hallase algunos hombres ó mujeres de esta secta, los trajese presos á Jerusalem.

Ver Capítulo