x

Biblia Online

Anuncios


Ezequiel 23:12 - Reina Valera 1960

Ezequiel 23:12

Se enamoró de los hijos de los asirios sus vecinos, gobernadores y capitanes, vestidos de ropas y armas excelentes, jinetes que iban a caballo, todos ellos jóvenes codiciables.

Ver Capítulo

Ezequiel 23:12 - Traducción en Lenguaje Actual

Ver Capítulo

Ezequiel 23:12 - Nueva Version Internacional

Ella también se enamoró perdidamente de los asirios, todos ellos gobernadores y oficiales, guerreros vestidos con mucho lujo, hábiles jinetes, y jóvenes muy apuestos.

Ver Capítulo

Ezequiel 23:12 - Nueva Versión Internacional 1999

Ella también se enamoró perdidamente de los asirios, todos ellos gobernadores y oficiales, guerreros vestidos con mucho lujo, hábiles jinetes, y jóvenes muy apuestos.

Ver Capítulo

Ezequiel 23:12 - Biblia de las Americas

Se apasionó de los asirios, gobernadores y oficiales, vecinos suyos, lujosamente vestidos, jinetes montados a caballo, todos ellos jóvenes apuestos.

Ver Capítulo

Ezequiel 23:12 - Dios habla hoy

También ella se apasionó por los asirios, todos ellos jefes y gobernadores, guerreros espléndidamente vestidos, jinetes montados a caballo, jóvenes apuestos.

Ver Capítulo

Ezequiel 23:12 - Kadosh Israelita Mesiánica

Ella fue con lujuria tras los hombres de Ashur, gobernantes y príncipes, guerreros vestidos a la perfección, jinetes diestros, todos ellos jóvenes bien parecidos. °

Ver Capítulo

Ezequiel 23:12 - Nueva Traducción Viviente

Aduló a todos los oficiales asirios, esos capitanes y comandantes con hermosos uniformes, esos jóvenes que conducían carros de guerra, todos apuestos y deseables.

Ver Capítulo

Ezequiel 23:12 - La Biblia del Oso  RV1569

Delos hijos de los Aßyrios ſus vezinos ſe enamoró, capitanes y Principes, veſtidos en perfeccion, caualleros que andan a cauallo, todos ellos mancebos de cobdiciar.

Ver Capítulo

Ezequiel 23:12 - Reina Valera Antigua 1602

Enamoróse de los hijos de los Asirios, sus vecinos, capitanes y príncipes, vestidos en perfección, caballeros que andaban á caballo, todos ellos mancebos de codiciar.

Ver Capítulo