Biblia Todo Logo

La Biblia Online


Éxodo 4:25 - Reina Valera 1960

Éxodo 4:25

Entonces Séfora tomó un pedernal afilado y cortó el prepucio de su hijo, y lo echó a sus pies, diciendo: A la verdad tú me eres un esposo de sangre.

Ver Capítulo

Éxodo 4:25 - Traducción en Lenguaje Actual

pero Séfora tomó un cuchillo y circuncidó a su hijo; luego, con el pedazo de piel que le cortó, le tocó los genitales a Moisés, y le dijo: «Con la sangre de mi hijo quedas protegido». Cuando Dios vio lo que había hecho Séfora, dejó con vida a Moisés.

Ver Capítulo

Éxodo 4:25 - Nueva Version Internacional

Pero Séfora, tomando un cuchillo de pedernal, le cortó el prepucio a su hijo; luego tocó los pies[2] de Moisés con el prepucio y le dijo: "No hay duda. Tú eres para mí un esposo de sangre."

Ver Capítulo

Éxodo 4:25 - Biblia de las Americas

Entonces Séfora tomó un pedernal, cortó el prepucio de su hijo y lo echó a los pies de Moisés, y dijo: Tú eres, ciertamente, un esposo de sangre para mí.

Ver Capítulo

Éxodo 4:25 - Dios habla hoy

Entonces Séfora tomó un cuchillo de piedra y le cortó el prepucio a su hijo; luego, tocando con el prepucio del niño los pies de Moisés, le dijo: "En verdad, tú eres para mí un esposo de sangre."[4]

Ver Capítulo

Éxodo 4:25 - Nueva Traducción Viviente

Pero Séfora, la esposa de Moisés, tomó un cuchillo de piedra y circuncidó a su hijo. Con el prepucio, tocó los pies* de Moisés y le dijo: «Ahora tú eres un esposo de sangre para mí».

Ver Capítulo

Éxodo 4:25 - Palabra de Dios para Todos

Pero Séfora tomó un cuchillo de piedra y circuncidó* a su hijo, agarró la piel y le tocó los pies a Moisés. Luego ella le dijo a Moisés: «Tú eres un esposo de sangre».

Ver Capítulo

Éxodo 4:25 - Biblia de Jerusalén 1998

Tomó entonces Seforá un pedernal, cortó el prepucio de su hijo y tocó las partes de Moisés, diciendo: "Eres mi esposo de sangre."

Ver Capítulo

Éxodo 4:25 - Kadosh Israelita Mesiánica

si Tzipporah no hubiera cogido un pedernal y hubiera cortado el prepucio de su hijo. ° Ella lo tiró a sus pies diciendo: "¡La sangre de la circuncisión de mi hijo es incondicional!"

Ver Capítulo