Biblia Todo Logo

La Biblia Online


Tito 1:7 - Nueva Version Internacional

Tito 1:7

El obispo tiene a su cargo la obra de Dios, y por lo tanto debe ser intachable: no arrogante, ni iracundo, ni borracho, ni violento, ni codicioso de ganancias mal habidas.

Ver Capítulo

Tito 1:7 - Reina Valera 1960

Porque es necesario que el obispo sea irreprensible, como administrador de Dios; no soberbio, no iracundo, no dado al vino, no pendenciero, no codicioso de ganancias deshonestas,

Ver Capítulo

Tito 1:7 - Traducción en Lenguaje Actual

Dios les ha encargado a los líderes de la iglesia que vigilen el trabajo de todos, para que todo se haga bien. Por eso, no deben ser tiranos, ni enojarse con facilidad ni emborracharse. Tampoco deben ser violentos, ni tramposos en sus negocios.

Ver Capítulo

Tito 1:7 - Biblia de las Americas

Porque el obispo debe ser irreprensible como administrador de Dios, no obstinado, no iracundo, no dado a la bebida, no pendenciero, no amante de ganancias deshonestas,

Ver Capítulo

Tito 1:7 - Dios habla hoy

Pues el que preside la comunidad está encargado de las cosas de Dios, y por eso es necesario que lleve una vida irreprochable. No debe ser terco, ni de mal genio; no debe ser borracho, ni amigo de peleas, ni desear ganancias mal habidas.

Ver Capítulo

Tito 1:7 - Nueva Traducción Viviente

Pues un anciano* es un administrador de la casa de Dios, y debe vivir de manera intachable. No debe ser arrogante, ni iracundo, ni emborracharse,* ni ser violento, ni deshonesto con el dinero.

Ver Capítulo

Tito 1:7 - Palabra de Dios para Todos

Un anciano líder debe vivir con honestidad porque está encargado de la obra de Dios. No debe ser arrogante, ni enojarse fácilmente, ni tomar mucho vino, ni gustarle andar en peleas ni ganar dinero de manera deshonesta.

Ver Capítulo

Tito 1:7 - Biblia de Jerusalén 1998

Porque el epíscopo, como administrador de Dios, debe ser irreprochable; no arrogante, no colérico, no bebedor, no violento, no dado a negocios sucios;

Ver Capítulo

Tito 1:7 - Kadosh Israelita Mesiánica

Porque el dirigente tiene que ser irreprochable, para que se le confíen los asuntos de YAHWEH; no puede ser voluntarioso o irritable, no debe beber excesivamente, no debe meterse en peleas ni ser codicioso de ganancias deshonestas.

Ver Capítulo