Biblia Todo Logo

La Biblia Online


Números 22:22 - Nueva Version Internacional

Números 22:22

Mientras iba con ellos, la ira de Dios se encendió y en el camino el ángel del Señor se hizo presente, dispuesto a no dejarlo pasar. Balán iba montado en su burra, y sus dos criados lo acompañaban.

Ver Capítulo

Números 22:22 - Reina Valera 1960

Y la ira de Dios se encendió porque él iba; y el ángel de Jehová se puso en el camino por adversario suyo. Iba, pues, él montado sobre su asna, y con él dos criados suyos.

Ver Capítulo

Números 22:22 - Traducción en Lenguaje Actual

Pero Dios se enojó mucho con Balaam por haberse ido con ellos. Por eso, el ángel de Dios se puso en medio del camino para no dejarlo pasar. Balaam iba montado en su burra, y sus dos ayudantes iban con él.

Ver Capítulo

Números 22:22 - Biblia de las Americas

Pero Dios se airó porque él iba, y el ángel del SEÑOR se puso en el camino como un adversario contra él. Y Balaam iba montado sobre su asna, y sus dos sirvientes con él.

Ver Capítulo

Números 22:22 - Dios habla hoy

Balaam iba montado en su asna, [1] y lo acompañaban dos criados suyos. Pero Dios se enojó con él porque se había ido, y el ángel del Señor[2] se interpuso en su camino para cerrarle el paso.

Ver Capítulo

Números 22:22 - Nueva Traducción Viviente

pero Dios se enojó porque Balaam iba con ellos. Así que envió al ángel del SEÑOR a pararse en medio del camino para impedirle el paso. Mientras Balaam y dos de sus sirvientes iban montando,

Ver Capítulo

Números 22:22 - Palabra de Dios para Todos

Entonces Dios se enojó con él porque se iba, así que el ángel del Señor se interpuso en el camino para detenerlo. Balán iba montado en su burra, y lo acompañaban dos siervos suyos.

Ver Capítulo

Números 22:22 - Biblia de Jerusalén 1998

Cuando iba, se encendió la ira de Yahvé y el Ángel de Yahvé se puso en el camino para estorbarle. Él montaba la burra y sus dos muchachos iban con él.

Ver Capítulo

Números 22:22 - Kadosh Israelita Mesiánica

Pero la ira de Elohim se encendió porque él fue, y el Malaj de YAHWEH [78] se estacionó a sí mismo en la senda para interrumpir su paso. El iba montado en su asna, y sus dos sirvientes estaban con él.

Ver Capítulo