Biblia Todo Logo

La Biblia Online


Jeremías 50:6 - Nueva Version Internacional

Jeremías 50:6

"Mi pueblo ha sido como un rebaño perdido; sus *pastores lo han descarriado, lo han hecho vagar por las montañas. Ha ido de colina en colina, y se ha olvidado de su redil.

Ver Capítulo

Jeremías 50:6 - Reina Valera 1960

Ovejas perdidas fueron mi pueblo; sus pastores las hicieron errar, por los montes las descarriaron; anduvieron de monte en collado, y se olvidaron de sus rediles.

Ver Capítulo

Jeremías 50:6 - Traducción en Lenguaje Actual

»Mi pueblo ha perdido el rumbo; ha vivido como un rebaño perdido, pues sus jefes no supieron dirigirlo. Por eso anduvo por las montañas, extraviado y sin rumbo fijo; ¡hasta olvidó su lugar de descanso!

Ver Capítulo

Jeremías 50:6 - Biblia de las Americas

Ovejas perdidas ha venido a ser mi pueblo; sus pastores las han descarriado, haciéndolas vagar por los montes; han andado de monte en collado y han olvidado su lugar de descanso.

Ver Capítulo

Jeremías 50:6 - Dios habla hoy

"Mi pueblo era como ovejas perdidas, mal guiadas por sus pastores, que las dejaron perderse en los montes. Iban de un monte al otro, y hasta olvidaron su corral.

Ver Capítulo

Jeremías 50:6 - Nueva Traducción Viviente

»Mi pueblo ha sido como ovejas perdidas. Sus pastores los llevaron por mal camino y los dejaron sueltos en las montañas. Perdieron su rumbo y no recuerdan cómo regresar al redil.

Ver Capítulo

Jeremías 50:6 - Palabra de Dios para Todos

Mi pueblo ha sido como un rebaño extraviado; sus pastores lo descarriaron y lo dispersaron por las montañas. Han ido de monte en monte y se han olvidado de su corral.

Ver Capítulo

Jeremías 50:6 - Biblia de Jerusalén 1998

Ovejas perdidas era mi pueblo. Sus pastores las descarriaron, extraviándolas por los montes. De monte en collado andaban, olvidaron su aprisco.

Ver Capítulo

Jeremías 50:6 - Kadosh Israelita Mesiánica

Mi pueblo ha sido oveja perdida, mis pastores hicieron que se extraviara, ° ellos los condujeron a las montañas, vagaron de monte a colina, ° y olvidaron su propio lugar de descanso. °

Ver Capítulo