Biblia Todo Logo

La Biblia Online


Daniel 5:23 - Nueva Version Internacional

Daniel 5:23

Por el contrario, se ha opuesto al Dios del cielo mandando traer de su templo las copas, para que beban en ellas usted y sus nobles, y sus esposas y concubinas. Usted se ha deshecho en alabanzas a los dioses de oro, plata, hierro, madera y piedra, dioses que no pueden ver ni oír ni entender; en cambio, no ha honrado al Dios en cuyas manos se hallan la vida y las acciones de Su Majestad.

Ver Capítulo

Daniel 5:23 - Reina Valera 1960

sino que contra el Señor del cielo te has ensoberbecido, e hiciste traer delante de ti los vasos de su casa, y tú y tus grandes, tus mujeres y tus concubinas, bebisteis vino en ellos; además de esto, diste alabanza a dioses de plata y oro, de bronce, de hierro, de madera y de piedra, que ni ven, ni oyen, ni saben; y al Dios en cuya mano está tu vida, y cuyos son todos tus caminos, nunca honraste.

Ver Capítulo

Daniel 5:23 - Traducción en Lenguaje Actual

Al contrario, Su Majestad mandó traer las copas del templo de Dios, y en ellas bebieron Su Majestad y todos sus invitados. Para colmo, en vez de que usted adorara al Dios que lo hizo y que tiene poder sobre su vida, tanto usted como sus invitados adoraron a sus dioses. ¡Esos dioses no pueden ver ni oír ni pensar, pues están hechos de metal, madera y piedra! »Tales acciones de Su Majestad hicieron enojar al Dios del cielo.

Ver Capítulo

Daniel 5:23 - Biblia de las Americas

sino que te has ensalzado contra el Señor del cielo; y han traído delante de ti los vasos de su templo, y tú y tus nobles, tus mujeres y tus concubinas, habéis estado bebiendo vino en ellos y habéis alabado a los dioses de plata y oro, de bronce, hierro, madera y piedra, que ni ven, ni oyen, ni entienden; pero al Dios que tiene en su mano tu propio aliento y es dueño de todos tus caminos, no has glorificado;

Ver Capítulo

Daniel 5:23 - Dios habla hoy

Al contrario, Su Majestad se ha burlado del Señor del cielo mandando traerse a la mesa las copas y tazones del templo, y , junto con sus invitados, ha bebido vino en ellos y ha dado alabanza a Dioses hechos de oro, plata, bronce, hierro, madera y piedra; dioses que no ven, ni oyen, ni saben nada. En cambio, no ha alabado al Dios en cuyas manos está la vida de Su Majestad y de quien depende todo lo que haga.

Ver Capítulo

Daniel 5:23 - Nueva Traducción Viviente

Todo lo contrario, usted desafió con soberbia al Señor del cielo y mandó traer ante usted estas copas que pertenecían al templo. Usted, sus nobles, sus esposas y sus concubinas estuvieron bebiendo vino en estas copas mientras rendían culto a dioses de plata, oro, bronce, hierro, madera y piedra, dioses que no pueden ver ni oír, ni saben absolutamente nada. ¡Pero usted no honró al Dios que le da el aliento de vida y controla su destino!

Ver Capítulo

Daniel 5:23 - Palabra de Dios para Todos

Todo lo contrario, se ha rebelado contra el Señor del cielo. Usted mandó traer las copas de oro y plata que son del templo y luego con sus invitados, sus esposas y sus concubinas bebió allí. Además adoró a dioses de plata y oro, bronce y hierro, madera y piedra. Esos son sólo ídolos falsos que no pueden ver, ni oír, ni pensar. Pero usted no dio honra al Dios verdadero que tiene poder y controla su vida y todo lo que usted hace.

Ver Capítulo

Daniel 5:23 - Biblia de Jerusalén 1998

sino que te has rebelado contra el Señor del Cielo y has mandado traer aquí los vasos de su templo, para beber en ellos junto con tus dignatarios, tus mujeres y tus concubinas. Habéis alabado a dioses de plata y oro, de bronce y hierro, de madera y piedra, que ni ven ni oyen ni entienden, pero no has honrado al Dios que tiene en sus manos tu vida y todos tus caminos.

Ver Capítulo

Daniel 5:23 - Kadosh Israelita Mesiánica

En cambio, tú te has exaltado contra el YAHWEH Elohim del cielo por haber ordenado a ellos que te trajeran los recipientes de su casa, y tú y tus nobles, tus queridas y tus concubinas bebieron vino de ellos después ofrecieron alabanza a tus dioses de plata, oro, bronce, hierro, madera, y piedra, que no pueden ver, oír, ni conocer nada. Mientras tanto, Elohim, que tiene tu propio aliento en Sus manos, y todos Sus caminos tú no has glorificado.

Ver Capítulo