x
Biblia Todo Logo

Biblia Online


Mateo 22:13 - Dios habla hoy

Mateo 22:13

Entonces el rey dijo a los que atendían las mesas: 'Átenlo de pies y manos y échenlo a la oscuridad de afuera. Entonces vendrán el llanto y la desesperación. '

Ver Capítulo

Mateo 22:13 - Reina Valera 1960

Entonces el rey dijo a los que servían: Atadle de pies y manos, y echadle en las tinieblas de afuera; allí será el lloro y el crujir de dientes.

Ver Capítulo

Mateo 22:13 - Traducción en Lenguaje Actual

Entonces el rey les ordenó a sus sirvientes: “Átenlo de pies y manos, y échenlo afuera, a la oscuridad; allí la gente llora y rechina de terror los dientes.”

Ver Capítulo

Mateo 22:13 - Nueva Version Internacional

Entonces el rey dijo a los sirvientes: 'Átenlo de pies y manos, y échenlo afuera, a la oscuridad, donde habrá llanto y rechinar de dientes.'

Ver Capítulo

Mateo 22:13 - Nueva Versión Internacional 1999

Entonces el rey dijo a los sirvientes: “Átenlo de pies y manos, y échenlo afuera, a la oscuridad, donde habrá llanto y rechinar de dientes.”

Ver Capítulo

Mateo 22:13 - Biblia de las Americas

Entonces el rey dijo a los sirvientes: "Atadle las manos y los pies, y echadlo a las tinieblas de afuera; allí será el llanto y el crujir de dientes."

Ver Capítulo

Mateo 22:13 - Kadosh Israelita Mesiánica

Entonces el rey dijo a los siervos: '¡Atenlo de pies y manos, y échenlo en las tinieblas de afuera!' En el lugar donde la gente llorará y se oirá el crujir de dientes,

Ver Capítulo

Mateo 22:13 - Nueva Traducción Viviente

Entonces el rey dijo a sus asistentes: “Átenlo de pies y manos y arrójenlo a la oscuridad de afuera, donde habrá llanto y rechinar de dientes”.

Ver Capítulo

Mateo 22:13 - La Biblia del Oso  RV1569

Entonces el Rey dixo à los que ſeruian, Atado de pies y de manos tomaldo y echaldo en las tinieblas de à fuera: alli ſerá el lloro y el batimiento de diẽtes.

Ver Capítulo

Mateo 22:13 - Reina Valera Antigua 1602

Entonces el rey dijo á los que servían: Atado de pies y de manos tomadle, y echadle en las tinieblas de afuera: allí será el lloro y el crujir de dientes.

Ver Capítulo