Biblia Todo Logo

La Biblia Online


Levítico 14:48 - Dios habla hoy

Levítico 14:48

"Si al entrar el sacerdote a examinar la casa, nota que la plaga no se ha extendido después de haber sido recubierta, la declarará casa pura, porque la plaga ha terminado.

Ver Capítulo

Levítico 14:48 - Reina Valera 1960

Mas si entrare el sacerdote y la examinare, y viere que la plaga no se ha extendido en la casa después que fue recubierta, el sacerdote declarará limpia la casa, porque la plaga ha desaparecido.

Ver Capítulo

Levítico 14:48 - Traducción en Lenguaje Actual

»Pero si el sacerdote ve que la mancha ha desaparecido, deberá declarar pura a esa casa.

Ver Capítulo

Levítico 14:48 - Nueva Version Internacional

"Si después de haber sido resanada la casa, el sacerdote la examina y el moho no se ha extendido, la declarará pura, porque la infección ha desaparecido.

Ver Capítulo

Levítico 14:48 - Biblia de las Americas

Pero si el sacerdote entra y la examina, y la marca no se ha extendido en la casa después de que la casa fue recubierta, el sacerdote declarará la casa limpia, porque la marca no ha vuelto a aparecer.

Ver Capítulo

Levítico 14:48 - Nueva Traducción Viviente

»Si el sacerdote regresa para su inspección y encuentra que el moho no ha vuelto a aparecer en la casa después de haber sido cubiertas las paredes con yeso, declarará pura la casa porque es evidente que el moho ha desaparecido.

Ver Capítulo

Levítico 14:48 - Palabra de Dios para Todos

»Si el sacerdote viene y el moho no se ha extendido en la casa, después de que se recubrió con barro nuevo, entonces el sacerdote declarará pura la casa porque el moho se ha ido.

Ver Capítulo

Levítico 14:48 - Biblia de Jerusalén 1998

Mas si el sacerdote comprueba al entrar que, después de revocada la casa, la mancha no se ha extendido por ella, la declarará pura, pues se ha curado del mal.

Ver Capítulo

Levítico 14:48 - Kadosh Israelita Mesiánica

Si el kohen entra, la examina y ve que la infección no se ha extendido en la casa desde que se enyesó; entonces él declarará la casa limpia; porque la infección está curada.

Ver Capítulo