x
Biblia Todo Logo

Biblia Online



Jeremías 3:21 - Dios habla hoy

Jeremías 3:21

"Se oyen voces en las lomas desiertas: ¡son los israelitas, que lloran y piden compasión! Se desviaron del camino recto y se olvidaron de mí, el Señor su Dios.

Ver Capítulo

Jeremías 3:21 - Reina Valera 1960

Voz fue oída sobre las alturas, llanto de los ruegos de los hijos de Israel; porque han torcido su camino, de Jehová su Dios se han olvidado.

Ver Capítulo

Jeremías 3:21 - Traducción en Lenguaje Actual

»Puede oírse por las montañas desiertas, el llanto angustiado de los israelitas. Eligieron el camino equivocado, y a mí, que soy su Dios, me abandonaron.

Ver Capítulo

Jeremías 3:21 - Nueva Version Internacional

Se escucha un grito en las lomas estériles, la súplica angustiosa del pueblo de Israel, porque han pervertido su conducta, se han olvidado del Señor su Dios.

Ver Capítulo

Jeremías 3:21 - Nueva Versión Internacional 1999

Se escucha un grito en las lomas estériles, la súplica angustiosa del pueblo de Israel, porque han pervertido su conducta, se han olvidado del Señor su Dios.

Ver Capítulo

Jeremías 3:21 - Biblia de las Americas

Se oye una voz sobre las alturas desoladas, el llanto de las súplicas de los hijos de Israel; porque han pervertido su camino, han olvidado al SEÑOR su Dios.

Ver Capítulo

Jeremías 3:21 - Kadosh Israelita Mesiánica

Una voz de los labios fue oída, la casa de Yisra'el llorando, suplicando misericordia, porque ellos han pervertido su camino y se han olvidado de YAHWEH su HaKadosh.

Ver Capítulo

Jeremías 3:21 - Nueva Traducción Viviente

Se escuchan voces en las alturas de las montañas desoladas, el llanto y las súplicas del pueblo de Israel. Pues han escogido caminos torcidos y se han olvidado del SEÑOR su Dios.

Ver Capítulo

Jeremías 3:21 - La Biblia del Oso  RV1569

Boz ſobre las alturas fue oyda, llanto de los ruegos de los hijos de Iſrael; porq̃ hã torcido ſu camino, de Iehoua ſu Dios ſe hã oluidado.

Ver Capítulo

Jeremías 3:21 - Reina Valera Antigua 1602

Voz sobre las alturas fué oída, llanto de los ruegos de los hijos de Israel; porque han torcido su camino, de Jehová su Dios se han olvidado.

Ver Capítulo