Biblia Todo Logo

La Biblia Online


1 Samuel 31:12 - Dios habla hoy

1 Samuel 31:12

se pusieron de acuerdo todos los hombres valientes y , después de haber caminado durante toda la noche, tomaron de la muralla de Bet-sán los cuerpos de Saúl y de sus hijos y regresaron a Jabés, donde los quemaron.

Ver Capítulo

1 Samuel 31:12 - Reina Valera 1960

todos los hombres valientes se levantaron, y anduvieron toda aquella noche, y quitaron el cuerpo de Saúl y los cuerpos de sus hijos del muro de Bet-sán; y viniendo a Jabes, los quemaron allí.

Ver Capítulo

1 Samuel 31:12 - Traducción en Lenguaje Actual

Ver Capítulo

1 Samuel 31:12 - Nueva Version Internacional

los más valientes de ellos caminaron toda la noche hacia Betsán, tomaron los cuerpos de Saúl y de sus hijos y, luego de bajarlos del muro, regresaron a Jabés. Allí los incineraron,

Ver Capítulo

1 Samuel 31:12 - Biblia de las Americas

se levantaron todos los hombres valientes, y caminando toda la noche, tomaron el cuerpo de Saúl y los cuerpos de sus hijos del muro de Bet-sán, y volviendo a Jabes, los quemaron allí.

Ver Capítulo

1 Samuel 31:12 - Nueva Traducción Viviente

todos los valientes guerreros viajaron toda la noche hasta Bet-sán y bajaron los cuerpos de Saúl y de sus hijos de la muralla. Llevaron los cuerpos a Jabes, donde los incineraron.

Ver Capítulo

1 Samuel 31:12 - Palabra de Dios para Todos

los soldados de Jabés caminaron toda la noche a Betsán para recuperar los cuerpos de Saúl y de sus hijos. Después de bajarlos del muro, regresaron a Jabés, donde los incineraron.

Ver Capítulo

1 Samuel 31:12 - Biblia de Jerusalén 1998

se levantaron todos los valientes y, caminando durante toda la noche, tomaron del muro de Betsán el cuerpo de Saúl y los cuerpos de sus hijos y, habiendo vuelto a Yabés, los quemaron allí.

Ver Capítulo

1 Samuel 31:12 - Kadosh Israelita Mesiánica

todos los guerreros salieron, viajando toda la noche. Ellos cogieron el cuerpo de Shaúl y el cuerpo de Yehonatan su hijo de la pared de Beit-Shean, regresaron a Yavesh y los quemaron allí.

Ver Capítulo