Biblia Todo Logo

La Biblia Online


Nehemías 4:4 - Biblia de las Americas

Nehemías 4:4

Oye, oh Dios nuestro, cómo somos despreciados. Devuelve su oprobio sobre sus cabezas y entrégalos por despojo en una tierra de cautividad.

Ver Capítulo

Nehemías 4:4 - Reina Valera 1960

Oye, oh Dios nuestro, que somos objeto de su menosprecio, y vuelve el baldón de ellos sobre su cabeza, y entrégalos por despojo en la tierra de su cautiverio.

Ver Capítulo

Nehemías 4:4 - Traducción en Lenguaje Actual

Entonces yo oré: «¡Dios nuestro, escucha cómo nos ofenden! Haz que todo lo malo que nos desean les pase a ellos. Haz que se los lleven a la fuerza a otro país, y que les roben todo lo que tienen.

Ver Capítulo

Nehemías 4:4 - Nueva Version Internacional

Por eso oramos: "¡Escucha, Dios nuestro, cómo se burlan de nosotros! Haz que sus ofensas recaigan sobre ellos mismos: entrégalos a sus enemigos; ¡que los lleven en cautiverio!

Ver Capítulo

Nehemías 4:4 - Dios habla hoy

Entonces yo oré: "Dios nuestro: escucha cómo se burlan de nosotros. Haz que sus ofensas se vuelvan contra ellos, y que caigan en poder del enemigo y sean llevados cautivos a otro país.

Ver Capítulo

Nehemías 4:4 - Nueva Traducción Viviente

Entonces oré: «Escúchanos, Dios nuestro, porque se burlan de nosotros. ¡Que sus burlas recaigan sobre sus propias cabezas, y que ellos mismos sean llevados cautivos a una tierra extraña!

Ver Capítulo

Nehemías 4:4 - Palabra de Dios para Todos

Entonces yo hice esta oración: «Escúchanos, Dios nuestro: Esa gente nos humilla y nos insulta. Haz que sus insultos se vuelvan contra ellos y castígalos como se castiga a los que son llevados prisioneros lejos de sus tierras.

Ver Capítulo

Nehemías 4:4 - Biblia de Jerusalén 1998

Judá decía: "¡Flaquean las fuerzas de los cargadores: hay demasiado escombro; nosotros no podemos reconstruir la muralla!"

Ver Capítulo

Nehemías 4:4 - Kadosh Israelita Mesiánica

¡Nuestro Elohim, escucha! Estamos siendo tratados con desprecio. Vuelve su reproche sobre sus propias cabezas; entrégalos a ser saqueados en una tierra de cautiverio.[24]

Ver Capítulo