Biblia Todo Logo

La Biblia Online


Marcos 2:12 - Biblia de las Americas

Marcos 2:12

Y él se levantó, y tomando al instante la camilla, salió a la vista de todos, de manera que todos estaban asombrados, y glorificaban a Dios, diciendo: Jamás hemos visto cosa semejante.

Ver Capítulo

Marcos 2:12 - Reina Valera 1960

Entonces él se levantó en seguida, y tomando su lecho, salió delante de todos, de manera que todos se asombraron, y glorificaron a Dios, diciendo: Nunca hemos visto tal cosa.

Ver Capítulo

Marcos 2:12 - Traducción en Lenguaje Actual

En ese mismo instante, y ante la mirada de todos, aquel hombre se levantó, tomó la camilla y salió de allí. Al verlo, todos se quedaron admirados y comenzaron a alabar a Dios diciendo: «¡Nunca habíamos visto nada como esto!»

Ver Capítulo

Marcos 2:12 - Nueva Version Internacional

Él se levantó, tomó su camilla en seguida y salió caminando a la vista de todos. Ellos se quedaron asombrados y comenzaron a alabar a Dios. --Jamás habíamos visto cosa igual --decían.

Ver Capítulo

Marcos 2:12 - Dios habla hoy

El enfermo se levantó en el acto, y tomando su camilla salió de allí, a la vista de todos. Por esto, todos se admiraron y alabaron a Dios, diciendo: –Nunca hemos visto una cosa así.

Ver Capítulo

Marcos 2:12 - Nueva Traducción Viviente

Y el hombre se levantó de un salto, tomó su camilla y salió caminando entre los espectadores, que habían quedado atónitos. Todos estaban asombrados y alababan a Dios, exclamando: «¡Jamás hemos visto algo así!».

Ver Capítulo

Marcos 2:12 - Palabra de Dios para Todos

Entonces, el hombre se levantó y en seguida recogió su camilla y salió caminando frente a todos. Todos estaban asombrados y alababan a Dios diciendo: -Nunca hemos visto algo así.

Ver Capítulo

Marcos 2:12 - Biblia de Jerusalén 1998

Se levantó y, al instante, tomando la camilla, salió a la vista de todos, de modo que quedaban todos asombrados y glorificaban a Dios, diciendo: "Jamás vimos cosa parecida."

Ver Capítulo

Marcos 2:12 - Kadosh Israelita Mesiánica

Delante de todos, el hombre se levantó, recogió su camilla y enseguida se fue. Todos estaban grandemente sorprendidos y alabaron a YAHWEH, diciendo: "¡Nunca hemos visto nada como esto!"[8]

Ver Capítulo