Biblia Todo Logo

La Biblia Online


Jeremías 3:24 - Biblia de las Americas

Jeremías 3:24

Pero lo vergonzoso consumió el trabajo de nuestros padres desde nuestra juventud: sus ovejas y sus vacas, sus hijos y sus hijas.

Ver Capítulo

Jeremías 3:24 - Reina Valera 1960

Confusión consumió el trabajo de nuestros padres desde nuestra juventud; sus ovejas, sus vacas, sus hijos y sus hijas.

Ver Capítulo

Jeremías 3:24 - Traducción en Lenguaje Actual

Desde que éramos jóvenes, nuestra vergonzosa idolatría echó a perder a nuestros hijos e hijas, y perdimos nuestras ovejas y ganados, y todo lo que consiguieron nuestros antepasados.

Ver Capítulo

Jeremías 3:24 - Nueva Version Internacional

Desde nuestra juventud, la vergonzosa idolatría se ha engullido el esfuerzo de nuestros antepasados: sus rebaños y su ganado, sus hijos y sus hijas.

Ver Capítulo

Jeremías 3:24 - Dios habla hoy

La vergonzosa idolatría nos ha hecho perder lo que nuestros padres consiguieron desde que éramos niños: ovejas y ganado, hijos e hijas.

Ver Capítulo

Jeremías 3:24 - Nueva Traducción Viviente

Desde la niñez hemos visto cómo todo aquello por lo que trabajaron nuestros antepasados —sus ganados y rebaños, sus hijos e hijas— se despilfarraba en una falsa ilusión.

Ver Capítulo

Jeremías 3:24 - Palabra de Dios para Todos

La vergonzosa idolatría nos ha robado todo aquello de lo que nuestros antepasados se sentían tan orgullosos: sus ovejas, su ganado, sus hijos e hijas.

Ver Capítulo

Jeremías 3:24 - Biblia de Jerusalén 1998

La Vergüenza se comió el trabajo de nuestros padres desde nuestra mocedad: sus ovejas y vacas, sus hijos e hijas.

Ver Capítulo

Jeremías 3:24 - Kadosh Israelita Mesiánica

Pero desde nuestra juventud la cosa vergonzosa [idolatría] ha devorado el fruto de la obra de nuestros padres, ° sus rebaños y manadas, sus hijos e hijas.

Ver Capítulo