Biblia Todo Logo

La Biblia Online


Hebreos 5:5 - Biblia de las Americas

Hebreos 5:5

De la misma manera, Cristo no se glorificó a sí mismo para hacerse sumo sacerdote, sino que lo glorificó el que le dijo: HIJO MIO ERES TU, YO TE HE ENGENDRADO HOY;

Ver Capítulo

Hebreos 5:5 - Reina Valera 1960

Así tampoco Cristo se glorificó a sí mismo haciéndose sumo sacerdote, sino el que le dijo: Tú eres mi Hijo, Yo te he engendrado hoy.

Ver Capítulo

Hebreos 5:5 - Traducción en Lenguaje Actual

Cristo no llegó a ser Jefe de Sacerdotes porque así lo quiso, sino que Dios lo eligió y le dio ese honor. Fue Dios quien le dijo: «Tú eres mi Hijo; desde hoy soy tu padre.»

Ver Capítulo

Hebreos 5:5 - Nueva Version Internacional

Tampoco Cristo se glorificó a sí mismo haciéndose sumo sacerdote, sino que Dios le dijo: "Tú eres mi hijo; hoy mismo te he engendrado."*

Ver Capítulo

Hebreos 5:5 - Dios habla hoy

De la misma manera, Cristo no se nombró Sumo Sacerdote a sí mismo, sino que Dios le dio ese honor, pues él fue quien le dijo: "Tú eres mi hijo; yo te he engendrado hoy."[3]

Ver Capítulo

Hebreos 5:5 - Nueva Traducción Viviente

Por eso, Cristo no se honró a sí mismo haciéndose Sumo Sacerdote, sino que fue elegido por Dios, quien le dijo: «Tú eres mi Hijo. Hoy he llegado a ser tu padre»*.

Ver Capítulo

Hebreos 5:5 - Palabra de Dios para Todos

Lo mismo sucede con Cristo: no fue él, sino Dios, quien le dio el honor de ser sumo sacerdote. Dios le dijo: "Tú eres mi Hijo, hoy me he convertido en tu Padre".

Ver Capítulo

Hebreos 5:5 - Biblia de Jerusalén 1998

De igual modo, tampoco Cristo se atribuyó el honor de ser sumo sacerdote, sino que lo recibió de quien le dijo: Hijo mío eres tú; yo te he engendrado hoy.

Ver Capítulo

Hebreos 5:5 - Kadosh Israelita Mesiánica

Así que tampoco el Mashíaj se glorificó a sí mismo para ser Kohen Gadol; sino que fue el Unico quien le dijo: "Tú eres mi Hijo; Hoy me he convertido en tu Padre." °

Ver Capítulo