Biblia Todo Logo

La Biblia Online


Ester 1:1 - Biblia de las Americas

Ester 1:1

Aconteció en los días de Asuero, el rey Asuero que reinó desde la India hasta Etiopía sobre ciento veintisiete provincias,

Ver Capítulo

Ester 1:1 - Reina Valera 1960

Aconteció en los días de Asuero, el Asuero que reinó desde la India hasta Etiopía sobre ciento veintisiete provincias,

Ver Capítulo

Ester 1:1 - Traducción en Lenguaje Actual

Asuero, el rey de Persia, gobernaba sobre ciento veintisiete provincias, que se extendían desde la India hasta Etiopía, y la capital de su reino se llamaba Susa. En el tercer año de su reinado, Asuero organizó una gran fiesta para todos los funcionarios y líderes del país. También invitó a los jefes de los ejércitos de Persia y Media, y a las autoridades y gobernadores de las provincias.

Ver Capítulo

Ester 1:1 - Nueva Version Internacional

El rey Asuero,[1] que reinó sobre ciento veintisiete provincias que se extendían desde la India hasta *Cus,

Ver Capítulo

Ester 1:1 - Dios habla hoy

Esta historia tuvo lugar en el tiempo en que Asuero[1] reinaba sobre un imperio de ciento veintisiete provincias, que se extendía desde la India hasta Etiopía,

Ver Capítulo

Ester 1:1 - Nueva Traducción Viviente

Estos hechos sucedieron en los días del rey Jerjes,* quien reinó sobre ciento veintisiete provincias, desde la India hasta Etiopía.*

Ver Capítulo

Ester 1:1 - Palabra de Dios para Todos

Esta historia sucedió en la época del rey Jerjesa, quien gobernaba sobre ciento veintisiete provincias desde la India hasta Etiopía.

Ver Capítulo

Ester 1:1 - Biblia de Jerusalén 1998

[(a) El año segundo del reinado del rey Asuero el Grande, el día uno del mes de Nisán, tuvo un sueño Mardoqueo, hijo de Yaír, hijo de Semeí, hijo de Quis, de la tribu de Benjamín, (b) judío, que habitaba en la ciudad de Susa, varón ilustre, adscrito al servicio del palacio real. (c) Era uno de los deportados que Nabucodonosor, rey de Babilonia, había llevado cautivos de Jerusalén con Jeconías, rey de Judá. (d) El sueño fue así: Voces y estrépito, truenos y terremotos, perturbación en la tierra. (e) Dos enormes dragones avanzaron, prestos ambos al combate; lanzaron un gran rugido, (f) y a su voz todos los pueblos paganos se dispusieron a la guerra para luchar contra el pueblo de los justos. (g) Día de tinieblas y oscuridad, tribulación y angustia, ruina y gran turbación sobre la tierra. (h) Todo el pueblo de los justos, estremecido por el terror de sus desgracias, se disponía a perecer y clamaba a Dios. (i) A su clamor, de una pequeña fuente nació un gran río de abundantes aguas. (k) La luz y el sol surgieron y los humildes se alzaron y devoraron a los soberbios. (l) Despertado Mardoqueo, después de tener este sueño, puso gran empeño y se esforzó, hasta la noche, en alcanzar su sentido y saber lo que Dios quería llevar a cabo. (m) Vivía Mardoqueo en el palacio con Bigtán y Teres, dos eunucos del rey, guardianes del palacio. (n) Les oyó sus proyectos, descubrió sus intenciones y se enteró de que estaban dispuestos a poner sus manos en el rey Asuero. Entonces Mardoqueo los denunció al rey, (o) que sometió a interrogatorio a los dos eunucos; y habiendo ellos confesado la verdad, fueron llevados al suplicio. (p) El rey hizo escribir todo esto para memoria; también Mardoqueo, por su parte, escribió sobre estos sucesos. (q) Por aquel servicio, el rey confió a Mardoqueo un puesto en palacio y le hizo regalos. (r) Pero Amán, hijo de Hamdatá, del país de Agag, que gozaba del favor real, buscaba la ruina de Mardoqueo y de su pueblo, por el asunto de los dos eunucos del rey.] En tiempo del rey Asuero, el que reinó desde la India hasta Etiopía sobre ciento veintisiete provincias,

Ver Capítulo

Ester 1:1 - Kadosh Israelita Mesiánica

[1] [El sueño de Mordejai: (1a) En el segundo año del reinado de Ajashverosh el Grande, en el primer día del mes Nisan, Mordejai el hijo de Yair, el hijo de Shimi, el hijo de Kish, de la tribu de Binyamin, tuvo un sueño; (1b) quien era un Yahudim y vivía en la ciudad de Shushan, un gran hombre siendo sirviente en la corte del rey. (1c) El era también uno de los cautivos, quien Nevujadretzar el rey de Bavel se llevó desde Yerushalayim con Yehoajim rey de Yahudáh Y este fue el sueño: (1d) He aquí un ruido de tumulto, con truenos, y terremotos, un alboroto en la tierra; (1e) Y he aquí, dos grandes dragones vinieron hacia delante listos para pelear, y su alarido era grande. (1f) Y a su alarido todas las naciones se prepararon para batalla, que ellos pudieran pelear contra la gente justa. (1g) Y quién lo iba a decir, un día de tinieblas y oscuridad, tribulación y angustia, aflicción y gran tumulto, sobre tierra. (1h) Y toda la nación justa estaba atribulada, temiendo a sus propios males, y estaban listos para perecer. (1i) Entonces ellos clamaron a Elohim, y sobre su clamor, como si hubiera sido de una pequeña fuente, fue hecha una gran inundación, aun mucha agua. (1k) La luz y el sol salieron, y los humildes fueron exaltados, y devoraron al glorioso. (1l) Ahora Mordejai, quien había visto este sueño, y lo que Elohim había determinado hacer, estaba despierto, él mantuvo su sueño en mente, hasta que la noche por todos los medios estaba deseosa de conocerlo. [Mordejai se levanta en el favor del rey] (1m) Y Mordejai tomó su descanso con Bigtan y Teresh, los dos eunucos del rey, y guardas del palacio. (1n) Y él oyó su estratagema y escudriñó sus propósitos, y conoció que ellos estaban al poner sus manos sobre Ajashverosh el rey, y así él declaró al rey de ellos. (1o) Entonces el rey examinó a los dos eunucos, y después de eso ellos lo confesaron, ellos fueron estrangulados. (1p) Y el rey hizo un registro de todo esto y Mordejai también escribió de ello. (1q) Y el rey ordenó a Mordejai a servir en la corte, y por esto, él lo recompensó. (1r) Sin embargo, Haman el hijo de Hamdata el Agagi, quien estaba en gran honor con el rey, buscó molestar a Mordejai y su pueblo a causa de los dos eunucos del rey. [La fiesta de Ajashverosh] (1s) Y vino a suceder después de estas cosas en los días de Ajashverosh, Est 1:1[2] Estos eventos tomaron lugar en el tiempo de Ajashverosh,[3] el Ajashverosh que reinó sobre 127 provincias desde India[4] hasta Kush [Etiopía].

Ver Capítulo