Biblia Todo Logo

La Biblia Online


1 Corintios 7:25 - Biblia de las Americas

1 Corintios 7:25

En cuanto a las doncellas no tengo mandamiento del Señor, pero doy mi opinión como el que habiendo recibido la misericordia del Señor es digno de confianza.

Ver Capítulo

1 Corintios 7:25 - Reina Valera 1960

En cuanto a las vírgenes no tengo mandamiento del Señor; mas doy mi parecer, como quien ha alcanzado misericordia del Señor para ser fiel.

Ver Capítulo

1 Corintios 7:25 - Traducción en Lenguaje Actual

Para las viudas y las solteras, no tengo ninguna orden del Señor. Sólo les doy mi opinión, y pueden confiar en mí, gracias al amor con que Dios me ha tratado.

Ver Capítulo

1 Corintios 7:25 - Nueva Version Internacional

En cuanto a las personas solteras,* no tengo ningún mandato del Señor, pero doy mi opinión como quien por la misericordia del Señor es digno de confianza.

Ver Capítulo

1 Corintios 7:25 - Dios habla hoy

En cuanto a las mujeres no casadas, no tengo ningún mandato especial del Señor; pero doy mi opinión, como uno que es digno de confianza por la misericordia del Señor.

Ver Capítulo

1 Corintios 7:25 - Nueva Traducción Viviente

Ahora, con respeto a la pregunta acerca de las jóvenes que todavía no se han casado, para ellas no tengo ningún mandato del Señor. Pero el Señor, en su misericordia, me ha dado sabiduría digna de confianza, que les transmitiré a ustedes.

Ver Capítulo

1 Corintios 7:25 - Palabra de Dios para Todos

Con respecto a los que no se han casado, no tengo ninguna orden del Señor, pero les voy a dar mi opinión personal. Pueden confiar en mí porque el Señor me ha dado su misericordia.

Ver Capítulo

1 Corintios 7:25 - Biblia de Jerusalén 1998

Acerca de la virginidad no tengo precepto del Señor. Doy, no obstante, un consejo, como quien, por la misericordia de Dios, es digno de crédito.

Ver Capítulo

1 Corintios 7:25 - Kadosh Israelita Mesiánica

Ahora, la pregunta sobre los que no están casados: no tengo un mandamiento del Adón, pero ofrezco la opinión de uno que por la misericordia del Adón es digno de ser confiado.

Ver Capítulo