Biblia Todo Logo

La Biblia Online


Hechos 17:30 - Biblia al día 1989

Hechos 17:30

Pues bien, Dios pasó por alto aquellos tiempos de tal ignorancia, pero ahora manda a todos, en todas partes, que se arrepientan.

Ver Capítulo

Hechos 17:30 - Reina Valera 1960

Pero Dios, habiendo pasado por alto los tiempos de esta ignorancia, ahora manda a todos los hombres en todo lugar, que se arrepientan;

Ver Capítulo

Hechos 17:30 - Traducción en Lenguaje Actual

Durante mucho tiempo Dios perdonó a los que hacían todo eso, porque no sabían lo que hacían; pero ahora Dios ordena que todos los que habitan este mundo se arrepientan, y que lo obedezcan sólo a él.

Ver Capítulo

Hechos 17:30 - Nueva Version Internacional

Pues bien, Dios pasó por alto aquellos tiempos de tal ignorancia, pero ahora manda a todos, en todas partes, que se arrepientan.

Ver Capítulo

Hechos 17:30 - Biblia de las Americas

Por tanto, habiendo pasado por alto los tiempos de ignorancia, Dios declara ahora a todos los hombres, en todas partes, que se arrepientan,

Ver Capítulo

Hechos 17:30 - Dios habla hoy

Dios pasó por alto en otros tiempos la ignorancia de la gente, pero ahora ordena a todos, en todas partes, que se vuelvan a él.

Ver Capítulo

Hechos 17:30 - Nueva Traducción Viviente

»En la antigüedad Dios pasó por alto la ignorancia de la gente acerca de estas cosas, pero ahora él manda que todo el mundo en todas partes se arrepienta de sus pecados y vuelva a él.

Ver Capítulo

Hechos 17:30 - Palabra de Dios para Todos

En el pasado, la gente no entendía a Dios y él pasó por alto esa época de ignorancia. Sin embargo, ahora ordena a toda la humanidad que cambie su manera de pensar y de vivir.

Ver Capítulo

Hechos 17:30 - Biblia de Jerusalén 1998

"Dios, pues, pasando por alto los tiempos de la ignorancia, anuncia ahora a los hombres que todos y en todas partes deben convertirse,

Ver Capítulo

Hechos 17:30 - Kadosh Israelita Mesiánica

"En el pasado, Elohim pasó por alto tal ignorancia, pero ahora está ordenando a todos los seres humanos de todos los lugares, que se vuelvan a El de sus pecados.

Ver Capítulo