Biblia Todo Logo

La Biblia Online


Hechos 14:13 - Biblia al día 1989

Hechos 14:13

El sacerdote de Zeus, el dios cuyo templo estaba a las afueras de la ciudad, llevó toros y guirnaldas a las puertas y, con toda la multitud, quería ofrecerles sacrificios.

Ver Capítulo

Hechos 14:13 - Reina Valera 1960

Y el sacerdote de Júpiter, cuyo templo estaba frente a la ciudad, trajo toros y guirnaldas delante de las puertas, y juntamente con la muchedumbre quería ofrecer sacrificios.

Ver Capítulo

Hechos 14:13 - Traducción en Lenguaje Actual

Ver Capítulo

Hechos 14:13 - Nueva Version Internacional

El sacerdote de Zeus, el dios cuyo templo estaba a las afueras de la ciudad, llevó toros y guirnaldas a las puertas y, con toda la multitud, quería ofrecerles sacrificios.

Ver Capítulo

Hechos 14:13 - Biblia de las Americas

Y el sacerdote de Júpiter, cuyo templo estaba en las afueras de la ciudad, trajo toros y guirnaldas a las puertas, y quería ofrecer sacrificios juntamente con la multitud.

Ver Capítulo

Hechos 14:13 - Dios habla hoy

El sacerdote de Zeus, que tenía su templo a la entrada del pueblo, trajo toros y adornos florales; y él y la gente querían ofrecerles un sacrificio.

Ver Capítulo

Hechos 14:13 - Nueva Traducción Viviente

El templo de Zeus estaba situado justo fuera de la ciudad. Así que el sacerdote del templo y la multitud llevaron toros y coronas de flores a las puertas de la ciudad, y se prepararon para ofrecerles sacrificios a los apóstoles.

Ver Capítulo

Hechos 14:13 - Palabra de Dios para Todos

El templo de Zeus estaba cerca de la ciudad. El sacerdote de ese templo trajo algunos toros y flores a las puertas de la ciudad pues él y la gente querían ofrecer sacrificios en honor a Pablo y Bernabé.

Ver Capítulo

Hechos 14:13 - Biblia de Jerusalén 1998

El sacerdote del templo de Zeus que hay a la entrada de la ciudad, trajo toros y guirnaldas delante de las puertas y a una con la gente se disponía a ofrecer un sacrificio.

Ver Capítulo

Hechos 14:13 - Kadosh Israelita Mesiánica

y el sacerdote de "Zeus," cuyo templo estaba en las afueras de la ciudad, trajo toros y guirnaldas a las puertas de la ciudad, con la intención de ofrecer sacrificios a sus dioses en unión con el pueblo.

Ver Capítulo