Biblia Todo Logo

La Biblia Online


Ezequiel 16:49 - Biblia al día 1989

Ezequiel 16:49

Tu hermana Sodoma y sus aldeas pecaron de soberbia, gula, apatía, e indiferencia hacia el pobre y el indigente.

Ver Capítulo

Ezequiel 16:49 - Reina Valera 1960

He aquí que esta fue la maldad de Sodoma tu hermana: soberbia, saciedad de pan, y abundancia de ociosidad tuvieron ella y sus hijas; y no fortaleció la mano del afligido y del menesteroso.

Ver Capítulo

Ezequiel 16:49 - Traducción en Lenguaje Actual

”Sodoma y sus pueblos pecaron por creer que tenían demasiado, pues les sobraba comida y vivían sin preocupaciones; también pecaron porque nunca ayudaron a los pobres y necesitados.

Ver Capítulo

Ezequiel 16:49 - Nueva Version Internacional

Tu hermana Sodoma y sus aldeas pecaron de soberbia, gula, apatía, e indiferencia hacia el pobre y el indigente.

Ver Capítulo

Ezequiel 16:49 - Biblia de las Americas

He aquí, esta fue la iniquidad de tu hermana Sodoma: arrogancia, abundancia de pan y completa ociosidad tuvieron ella y sus hijas; pero no ayudaron al pobre ni al necesitado,

Ver Capítulo

Ezequiel 16:49 - Dios habla hoy

Este fue el pecado de tu hermana Sodoma: ella y sus aldeas se sentían orgullosas de tener abundancia de alimentos y de gozar de comodidad, pero nunca ayudaron al pobre y al necesitado.

Ver Capítulo

Ezequiel 16:49 - Nueva Traducción Viviente

Los pecados de Sodoma eran el orgullo, la glotonería y la pereza, mientras que afuera, sufrían los pobres y los necesitados.

Ver Capítulo

Ezequiel 16:49 - Palabra de Dios para Todos

Tu hermana Sodoma y sus pueblos fueron culpables de arrogancia, glotonería, apatía e indiferencia hacia el pobre y el necesitado.

Ver Capítulo

Ezequiel 16:49 - Biblia de Jerusalén 1998

Éste fue el crimen de tu hermana Sodoma: orgullo, voracidad, indolencia de la dulce vida tuvieron ella y sus hijas; no socorrieron al pobre y al indigente,

Ver Capítulo

Ezequiel 16:49 - Kadosh Israelita Mesiánica

Los pecados de tu hermana Sedom fueron soberbia y glotonería; ella y sus hijas fueron ociosas y complacientes de sí mismas, así que no hicieron nada para ayudar al pobre y el menesteroso.[77] °

Ver Capítulo