Biblia Todo Logo

La Biblia Online


Eclesiastés 2:16 - Biblia al día 1989

Eclesiastés 2:16

pues nadie se acuerda jamás del sabio ni del necio; con el paso del tiempo todo cae en el olvido, y lo mismo mueren los sabios que los necios.

Ver Capítulo

Eclesiastés 2:16 - Reina Valera 1960

Porque ni del sabio ni del necio habrá memoria para siempre; pues en los días venideros ya todo será olvidado, y también morirá el sabio como el necio.

Ver Capítulo

Eclesiastés 2:16 - Traducción en Lenguaje Actual

Como los sabios mueren igual que los tontos, y como todo se olvida con el tiempo, después nadie vuelve a acordarse ni de unos ni de otros.

Ver Capítulo

Eclesiastés 2:16 - Nueva Version Internacional

pues nadie se acuerda jamás del sabio ni del necio; con el paso del tiempo todo cae en el olvido, y lo mismo mueren los sabios que los necios.

Ver Capítulo

Eclesiastés 2:16 - Biblia de las Americas

Porque no hay memoria duradera ni del sabio ni del necio, ya que todos serán olvidados en los días venideros. ¡Cómo mueren tanto el sabio como el necio!

Ver Capítulo

Eclesiastés 2:16 - Dios habla hoy

Porque nunca nadie se acordará ni del sabio ni del necio; con el correr del tiempo todo se olvida, y sabios y necios mueren por igual."

Ver Capítulo

Eclesiastés 2:16 - Nueva Traducción Viviente

Pues tanto el sabio como el necio van a morir. Al sabio no se le recordará más que al necio. En los días futuros, ambos serán olvidados.

Ver Capítulo

Eclesiastés 2:16 - Palabra de Dios para Todos

Tanto el sabio como el tonto van a morir y nadie se acordará de ninguno de ellos. En el futuro, la gente se olvidará de todo lo que hicieron, así que tanto el sabio como el tonto vienen a ser lo mismo”.

Ver Capítulo

Eclesiastés 2:16 - Biblia de Jerusalén 1998

No hay recuerdo duradero ni del sabio ni del necio; al correr de los días, todos son olvidados. Pues el sabio muere igual que el necio.

Ver Capítulo

Eclesiastés 2:16 - Kadosh Israelita Mesiánica

Pues el hombre sabio, como el necio, no serán recordados por largo tiempo, considerando que como en tiempos venideros, todo hace tiempo habrá sido olvidado. El hombre sabio, no menos que el necio, tiene que morir."[12]

Ver Capítulo