Biblia Todo Logo

La Biblia Online


Deuteronomio 32:42 - Biblia al día 1989

Deuteronomio 32:42

Mis flechas se embriagarán de sangre,y mi espada se hartará de carne:sangre de heridos y de cautivos,cabezas de caudillos enemigos.”

Ver Capítulo

Deuteronomio 32:42 - Reina Valera 1960

Embriagaré de sangre mis saetas, Y mi espada devorará carne; En la sangre de los muertos y de los cautivos, En las cabezas de larga cabellera del enemigo.

Ver Capítulo

Deuteronomio 32:42 - Traducción en Lenguaje Actual

¡Voy a empapar mis flechas en la sangre de los prisioneros! ¡Voy a cortarles la cabeza a todos sus capitanes!”

Ver Capítulo

Deuteronomio 32:42 - Nueva Version Internacional

Mis flechas se embriagarán de sangre, y mi espada se hartará de carne: sangre de heridos y de cautivos, cabezas de caudillos enemigos.

Ver Capítulo

Deuteronomio 32:42 - Biblia de las Americas

"Embriagaré mis saetas con sangre, y mi espada se hartará de carne, de sangre de muertos y cautivos, de los jefes de larga cabellera del enemigo."

Ver Capítulo

Deuteronomio 32:42 - Dios habla hoy

Empaparé en sangre mis flechas, y mi espada acabará con ellos; ¡sangre de heridos y de prisioneros!, ¡de los jefes enemigos, de largas melenas!'

Ver Capítulo

Deuteronomio 32:42 - Nueva Traducción Viviente

Haré que mis flechas se emborrachen de sangre, y mi espada devorará carne: la sangre de los masacrados y cautivos, y las cabezas de los jefes enemigos’ ”.

Ver Capítulo

Deuteronomio 32:42 - Palabra de Dios para Todos

Cubriré mis flechas con su sangre y mi espada destruirá su carne; sangre de aquellos asesinados y capturados, de las cabezas de los líderes enemigos”.

Ver Capítulo

Deuteronomio 32:42 - Biblia de Jerusalén 1998

Embriagaré de sangre mis saetas, y mi espada se saciará de carne: de sangre de muertos y cautivos, de cabezas encrestadas de enemigos.

Ver Capítulo

Deuteronomio 32:42 - Kadosh Israelita Mesiánica

Yo emborracharé con sangre mis flechas, mi espada devorará carne – se hartará de la sangre de los muertos y los cautivos, y de la cautividad de las cabezas de sus enemigos que rigen sobre ellos."

Ver Capítulo