Biblia Todo Logo

La Biblia Online


Daniel 8:4 - Biblia al día 1989

Daniel 8:4

»Me quedé observando cómo el carnero atacaba hacia el norte y hacia el sur. Ningún animal podía hacerle frente, ni había tampoco quien pudiera librarse de su poder. El carnero hacía lo que quería, y cada vez cobraba más fuerza.

Ver Capítulo

Daniel 8:4 - Reina Valera 1960

Vi que el carnero hería con los cuernos al poniente, al norte y al sur, y que ninguna bestia podía parar delante de él, ni había quien escapase de su poder; y hacía conforme a su voluntad, y se engrandecía.

Ver Capítulo

Daniel 8:4 - Traducción en Lenguaje Actual

El carnero atacaba hacia el norte, hacia el sur y hacia el oeste. Pude ver que ningún otro animal podía hacerle frente, ni tampoco se libraba de sus golpes. El carnero hacía lo que quería, y cada vez se volvía más fuerte.

Ver Capítulo

Daniel 8:4 - Nueva Version Internacional

"Me quedé observando cómo el carnero atacaba hacia el norte y hacia el sur. Ningún animal podía hacerle frente, ni había tampoco quien pudiera librarse de su poder. El carnero hacía lo que quería, y cada vez cobraba más fuerza.

Ver Capítulo

Daniel 8:4 - Biblia de las Americas

Vi al carnero dando cornadas al oeste, al norte y al sur, y ninguna bestia podía mantenerse en pie delante de él, y nadie podía librarse de su poder. Hacía lo que quería, y se engrandeció.

Ver Capítulo

Daniel 8:4 - Dios habla hoy

Vi que el carnero embestía con sus cuernos hacia el oeste, el norte y el sur, y que ningún otro animal podía hacerle frente ni librarse de sus golpes. Hacía lo que mejor le parecía, y cada vez era más fuerte.

Ver Capítulo

Daniel 8:4 - Nueva Traducción Viviente

El carnero embestía todo lo que encontraba a su paso hacia el occidente, el norte y el sur. Nadie podía hacerle frente ni ayudar a sus víctimas. El carnero hacía lo que quería y se hizo muy poderoso.

Ver Capítulo

Daniel 8:4 - Palabra de Dios para Todos

Ví que el carnero atacaba con sus cuernos hacia el occidente, hacia el norte y hacia el sur. Ningún animal podía enfrentársele y nada ni nadie podía ayudar a los otros animales. El carnero seguía haciendo lo que quería y cada vez era más poderoso.

Ver Capítulo

Daniel 8:4 - Biblia de Jerusalén 1998

Vi que el carnero embestía contra el oeste, el norte y el sur. Ninguna bestia podía hacerle frente, nadie escapaba a su poder. Hacía lo que quería y dominaba.

Ver Capítulo

Daniel 8:4 - Kadosh Israelita Mesiánica

Yo vi al carnero empujando hacia el oeste, el norte y el sur; y no había nadie que pudiera rescatar de su poder. Así que hacía lo que le placía y se hizo muy fuerte.

Ver Capítulo