x

Biblia Online

Anuncios


2 Reyes 23:18 - Biblia al día 1989

2 Reyes 23:18

—Dejadlo, pues —replicó el rey—; que nadie mueva sus huesos.Fue así como se conservaron sus huesos junto con los del profeta que había venido de Samaria.

Ver Capítulo

2 Reyes 23:18 - Reina Valera 1960

Y él dijo: Dejadlo; ninguno mueva sus huesos; y así fueron preservados sus huesos, y los huesos del profeta que había venido de Samaria.

Ver Capítulo

2 Reyes 23:18 - Traducción en Lenguaje Actual

Entonces Josías ordenó: —Déjenla como está. Así que no sacaron los huesos del profeta de Judá, ni los del profeta de Samaria, que estaba enterrado junto a él.

Ver Capítulo

2 Reyes 23:18 - Nueva Version Internacional

Déjenlo, pues replicó el rey; que nadie mueva sus huesos. Fue así como se conservaron sus huesos junto con los del profeta que había venido de Samaria.

Ver Capítulo

2 Reyes 23:18 - Nueva Versión Internacional 1999

-Déjenlo, pues -replicó el rey-; que nadie mueva sus huesos. Fue así como se conservaron sus huesos junto con los del profeta que había venido de Samaria.

Ver Capítulo

2 Reyes 23:18 - Biblia de las Americas

Y él dijo: Dejadlo en paz; que nadie moleste sus huesos. Así dejaron sus huesos intactos con los huesos del profeta que vino de Samaria.

Ver Capítulo

2 Reyes 23:18 - Dios habla hoy

El rey dijo: –Dejadlo; que nadie mueva sus huesos. Así fueron preservados sus huesos y los huesos del profeta que había venido de Samaria.

Ver Capítulo

2 Reyes 23:18 - Kadosh Israelita Mesiánica

El respondió: "Déjenlo estar; nadie molestará sus huesos." Así que dejaron sus huesos sin molestarlos, junto con los huesos del profeta que había venido de Shomron.

Ver Capítulo

2 Reyes 23:18 - Nueva Traducción Viviente

—¡Déjenlo en paz! —respondió Josías—, ¡no molesten sus huesos! Por lo tanto, no quemaron sus huesos ni los del viejo profeta de Samaria.

Ver Capítulo

2 Reyes 23:18 - La Biblia del Oso  RV1569

Y el dixo: Dexaldo, ninguno mueua ſus hueßos. y anſi fueron eſcapados ſus hueßos, y los hueßos del propheta, que auia venido de Samaria.

Ver Capítulo