¿Pueden algunas enfermedades ser causadas por el pecado? Esto es lo que dice la Biblia

El pecado trae consigo una serie de consecuencias tanto físicas como emocionales. Existen enfermedades que provienen de problemas físicos (orgánico, hormonal, químico, genético, edad, entre otros). Sin embargo también existen enfermedades provenientes del pecado.

¿Pueden algunas enfermedades ser causadas por el pecado? Esto es lo que dice la Biblia
¿Pueden algunas enfermedades ser causadas por el pecado? Esto es lo que dice la Biblia

Muchas personas creen que la enfermedad es un castigo por algún pecado cometido, por tal motivo cuando alguien tiene una enfermedad terminal, recurren a frases como: «está pagando por lo que hizo» o «es un castigo de Dios».

En la época de Jesús, las personas que estaban enfermas eran mal vistas por la sociedad, ya que se creía que la enfermedad y la tragedia eran producto del pecado; Es decir, que estas personas tenían que lidiar con la enfermedad y también con los prejuicios.

ARTÍCULO DE INTERÉS: 7 pasos para vencer el pecado

¿Hay enfermedades consecuentes del pecado?

Existen enfermedades que en ocasiones son producidos por el pecado, por ejemplo aquellas que son producto de los malos hábitos y del descuido corporal.

Algunas de ellas son: cirrosis, cáncer, problemas del corazón, sida, hepatitis, obesidad, entre otras. La mayoría de estas enfermedades son consecuencias de un comportamiento dañino y por ende pecaminoso, 1 Corintios 6:19-20.

También hay enfermedades del tipo emocional como depresión, angustia, temores, frustración, que son el resultado de una vida sin Dios.

Hay ejemplos de la Biblia donde Dios envió una enfermedad como método de disciplina algunas personas; el primero fue Herodes, un incrédulo a quien Dios castigó por la soberbia que había en su corazón, Hechos 12:23.

El segundo ejemplo fue a través de la iglesia de Corinto donde se cometían abusos al momento de tomar la Santa Cena, por lo cual habían muchas personas enfermas y otras habían muerto, 1 Corintios 11:29-32.

¿La enfermedad es una disciplina de Dios?

Dios es misericordioso, y nunca usará una enfermedad para disciplinar a sus hijos, la palabra dice que «sus pensamientos son de continuo bien», Jeremías 29:11.

La enfermedad proviene de Satanás y Dios no usaría las mismas artimañas de el para corregir a la humanidad, porque Dios corrige por medio de su palabra, 2 Timoteo 3:16.

«Al pasar Jesús, vio a un hombre ciego de nacimiento. Y le preguntaron sus discípulos, diciendo: Rabí, ¿quién pecó, éste o sus padres, para que haya nacido ciego? Respondió Jesús: No es que pecó éste, ni sus padres, sino para que las obras de Dios se manifiesten en él», Juan 9:1-3.

En este pasaje Jesús se muestra en contra de este pensamiento, dándole a entender a sus discípulos que la enfermedad no es un método de corrección o disciplina.

Dios es justo, por lo cual nunca invalidaría su palabra cuando dijo que Jesús llevó todas las enfermedades en la cruz del calvario y pagó un alto precio por el perdón y la sanidad.

«Ciertamente llevó él nuestras enfermedades, y sufrió nuestros dolores; y nosotros le tuvimos por azotado, por herido de Dios y abatido», Isaías 53:4.

Deja tus comentarios sobre esta Reflexión
Artículos Relacionados