¿Cómo mantenerme fortalecido mientras ayuno?

El ayuno es una verdadera fuente secreta del poder, que durante los años que Jesús caminó en esta tierra, practicó y enseñó a sus discípulos.

Si quieres mantenerte fuerte en el tiempo que has dispuesto para buscar a Dios a través del ayuno, puedes ayudarte mediante los siguientes pasos:

LA ORACIÓN

Cuando añades al ayuno que has dispuesto hacer, un tiempo significativo de oración, estás equipándote con armas espirituales tan potentes, que no hay demonios capaz de resistirlas, (Mateo 17:21).

LECTURA BÍBLICA:

No dejes de leer por lo menos un capítulo de la Biblia, porque leer la Biblia traerá luz, dirección y una fortaleza impresionante a tu vida, sobre todo en el tiempo que ayunas.
He aquí algunos libros que te recomendamos: Los evangelios, que son: Mateo, Marcos, Lucas y Juan.

También puedes leer el libro de los Hechos, Romanos, Filipenses, Santiago, Hebreos, Judas, Las epístolas de Juan, entre otras; las que si no dispones del tiempo para leer, puedes descargar la Biblia en audio y escucharla mientras haces otras cosas.

ESCUCHAR ALABANZAS Y PALABRAS QUE TE SEAN DE EDIFICACIÓN:

Lo que escuchas durante tu tiempo de consagración debe ser un contenido altamente selectivo, por ejemplo canciones y ministraciones que te inciten a la entrega, santificación y adoración al Señor.

Haz esto, y veras como sentirás que llevas a cabo a modo de pleno, el propósito con el que has decido consagrarte que es el ayuno y la oración.

Deja tus comentarios sobre esta Reflexión
Artículos Relacionados