Por su fe en Jesús: Mujer y sus hijos son echados de su casa

Dorika Kabuo y sus cuatro hijos, todos originarios de Uganda, han sido expulsados de su hogar por el padre de los niños. La razón: Kabuo y sus hijos se han convertido del Islam al Cristianismo.

Por su fe en Jesús: Mujer y sus hijos son echados de su casa
Por su fe en Jesús: Mujer y sus hijos son echados de su casa

Luego de su conversión, Dorika empezó a experimentar cambios en la conducta de su esposo, “ Mi esposo de más de 20 años se volvió violento contra nosotros cuando nos convertimos al cristianismo y nos unimos a la iglesia evangélica cercana en Bwera, al oeste de Uganda. El hombre al que buscábamos amor y cuidado se convirtió en una bestia, y nos golpeaba a mí ya mis hijos a diario debido a nuestra nueva fe en Cristo Jesús”, cuenta.

Una de las hijas de la agraviada, Sarah, recuerda con mucho dolor el hecho de que su padre haya tomado esta decisión, “Durante ese período, nuestro padre dejó de pagar nuestras cuotas escolares y nos cuidó. También nos golpeaba incluso sin razón. Nos negó ir a la iglesia, pero podíamos escabullirnos e irnos cuando él no estaba. Si se enterara de que estábamos en la iglesia, tomaría su látigo de goma y nos azotaría a todos”.

Pero a pesar de todas estas injusticias que enfrentan Dorika y sus hijos, no han dejado su fe a un lado, más bien esta situación les sirve como un impulso para buscar a Dios más que nunca; uno de los niños, Christopher, dice: “Nada podría impedirnos el compañerismo con otros hermanos porque ahí es donde recibimos ánimo, alimento y amor. La iglesia se convirtió en un hogar para nosotros. Cuanto más insistíamos en permanecer en el cristianismo, más aumentaba la hostilidad de mi padre“.

Este caso es sólo uno de los tantos que se ven a diario en Uganda, ya que son más los que día a día están volviendo su corazón a Dios a pesar de que pueden ser torturados o asesinados por su elección. Dorika ve a sus hijos como una fuente de inspiración para ella al ver el compromiso que tienen con Cristo, ya que han afirmado que su fe es “inquebrantable”.

El esposo de Kabuo ha cometido todo tipo de actos de hostilidad en contra de sus hijos y esposa, hasta el punto de colocar a su familia en contra de estos cinco creyentes en Jesús, además de golpearlos constantemente y amenazarlos de muerte. Aunque un pastor de una iglesia cercana a la casa de Dorika le ayudó a buscar una habitación temporal, el esposo de la mujer no ha dejado de atacarlos para asesinarlos “Solía ​​enviar jeques musulmanes que se comprometían a cazar y envenenarme, pero el Señor nos protegió. Desde entonces, hemos cambiado nuestros nombres y es difícil que alguien nos identifique ahora“, dice.

Actualmente, Dorika y sus hijos están determinados a seguir a Jesús contra toda oposición y “seguir la carrera de la fe”. En Uganda, el Cristianismo sigue creciendo a pesar de los constantes ataques y persecuciones.

Deja tus comentarios sobre esta noticia

Noticias Cristianas

Si desea reproducir esta noticia, por favor mencione a BibliaTodo.com
Artículos Relacionados