«Nos miran con asco», médicos son discriminados porque las personas piensan que están infectados

Los médicos y enfermeras cuentan que mientras se dirigen a sus casas, en el transporte públicos, las personas los miran con “asco”; debido que algunos piensan que ellos pueden estar llevando el virus.

"Nos miran con asco", médicos son discriminados porque las personas piensan que están infectados
El personal médico debe lidiar con esto cada vez que se dirigen a sus casas luego de una fuerte jornada de trabajo.

Al director de la clínica Nueva El Lago, Andrés Martínez, le preocupa que su personal sea discriminado debido a la emergencia sanitaria actual.

“No por estar en una institución de salud ya uno tiene que considerar que la persona estuvo en contacto con algún tipo de paciente que tenga riesgo contagio. Hacemos todo lo posible para que esto no pase desde una parte intrahospitalaria al exterior”, explica.

Auxiliares, camilleros, enfermeras y médicos que a diario laboran en los centros hospitalarios padecen este problema durante el transcurso del transporte a sus viviendas.

Muchos taxistas se niegan a llevarlos, y los casos son un poco más fuertes cuando deben lidiar con el transporte masivo.

“¿Se ha sentido discriminada últimamente?”

“Sí, claro. Por el simple hecho de llevar uniforme blanco la gente nos miran como con asco, como si nosotras estuviéramos contagiadas. Incluso, cuando nos sentamos, la gente se para”, revela la enfermera Cindy Correa.

Sin embargo, no tienen otra alternativa que buscar la forma de llegar a sus casas. Y el medio más económico es el transporte público.

Muchas personas han caído en esta práctica sin darse cuenta. Si bien es cierto que hay que cuidarse para evitar contagios; esto no quiere decir que todos los médicos van en público a infectar a las personas.

Se que tomar en cuenta que los trabajadores de la salud se cuidan para que esto no ocurra; y no se puede dejar de lado el agradecerles por el arduo trabajo que están realizando en estos momentos para tratar de salvar muchas vidas.

Una de los mejores regalos que se les puede dar en estas situaciones, es levantar oración por ellos, por sus casas y sus familias; pidiéndole a Dios que los cubra y los ayude día tras día.

Deja tus comentarios sobre esta noticia
Si desea reproducir esta noticia, por favor mencione a BibliaTodo.com
Artículos Relacionados