La UNESCO reconstruye la estatua del Lion Idol, consorte de la diosa del adulterio

Un proyecto financiado por la UNESCO reprodujo una estatua de león, el tercer proyecto de este tipo que la organización ha respaldado, lo que llevó a al menos un rabino a concluir que el verdadero objetivo de la organización política es promover una agenda que siempre ha sido el enemigo de Israel: idolatría.

El León de al-Lāt es una estatua antigua, de casi 11 pies de alto y 15 toneladas de peso, que se encontraba en el templo de la diosa preislámica al-Lāt en Palmyra, Siria. En junio de 2015, la estatua fue severamente dañada, junto con muchos otros artefactos en el sitio histórico, por el Estado Islámico (ISIS) después de capturar Palmira. La estatua fue finalmente trasladada al Museo Nacional de Damasco, donde fue reconstruida.

Parte de la reconstrucción de la estatua del león se realizó utilizando un equipo de proyección láser de alta intensidad adaptado para la impresión en 3D a gran escala en piedra por el Instituto de Arqueología Digital (IDA) en Oxford.

Gran parte del proyecto Lion fue suscrito por la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO) a través de su Heritage Emergency Fund y de la Unión Europea.

Los primeros paganos creían que el león era el consorte de la diosa al-Lat. Se ha conjeturado que al-Lat era el consorte preislámico del dios árabe Alá. Otra teoría es que al-Lat se usó como un título para las diosas Asherah y Athirat. Se cree que al-Lat era la continuación de la antigua diosa mesopotámica Ishtar Inanna; la diosa del sexo y, en particular, las relaciones extramatrimoniales.

Los eruditos bíblicos asocian a Al-Lat con la diosa de los celos y la furia mencionados en Ezequiel 8:5.

La ONU ha sido asociada con varios proyectos de este tipo. El rabino Daniel Assur, miembro del naciente Sanhedrin, cree que hay una conexión inherente entre la ONU y la idolatría.

Toda la misión de la organización es difuminar las diferencias entre las naciones para unirlas a todas bajo un mismo techo y una autoridad en un Nuevo Orden Mundial“, dijo el rabino Assur. “La verdad es que, como dice la Biblia, hay 70 naciones distintas. La ONU cree que pueden crear naciones de la nada. Una vez que hacen eso, pueden decir que hay muchos dioses, incluso los que puedes crear imprimiendo en 3D“.

El rabino cree que esta agenda pro-idolatría es actalmente la base del prejuicio anti-Israel en la ONU.

Deja tus comentarios sobre esta noticia

Noticias Cristianas

Si desea reproducir esta noticia, por favor mencione a BibliaTodo.com
Artículos Relacionados