Jefe de bomberos de Atlanta despedido por libro en contra del Homesexualismo

137

Noticias Cristianas

Jefe de bomberos de Atlanta despedido por libro en contra del Homesexualismo
Jefe de bomberos de Atlanta despedido por libro en contra del Homesexualismo

ATLANTA (BP) — El jefe de bomberos de Atlanta, Kelvin Cochran ha sido despedido luego de una investigación de parte de la ciudad por un libro que él escribió en el que llama inmoral el comportamiento homosexual. Pero Cochran dijo que la investigación, la cual no ha sido divulgada al público, no produjo evidencia de agravio.

Las alegaciones de discriminación en contra de los homosexuales fueron “completamente infundadas,” dijo Cochran el 6 de enero. “La investigación muestra que no hay evidencia; bajo ninguna circunstancia he sido discriminador o mostrado odio hacia ningún miembro del departamento de la comunidad LGBT o hacia algún miembro de la comunidad LGBT en general.”

Cochran es diácono, maestro de Escuela Dominical y líder de estudio bíblico de la Iglesia Bautista Elizabeth de Atlanta, una iglesia colaboradora de la Convención Bautista de Georgia. Dos veces jefe de bomberos de Atlanta, Cochran también fungió como Administrador de Bomberos de EE.UU. bajo el presidente Obama de 2009 a 2010.

El autopublicado libro de Cochran de 162 páginas: “¿Quién te dijo que estás desnudo?” busca ayudar a los hombres cristianos a sobreponerse a los sentimientos de culpa y condenación por los pecados pasados. Discute la homosexualidad en menos de media página, incluye una mención de la inmundicia como lo “opuesto a la pureza que incluye sodomía, homosexualidad, lesbianismo, pederastia, bestialidad, y todas las otras formas de perversión sexual.”

Cochran le dijo a Fox News que alguien dentro del departamento de bomberos obtuvo una copia del libro y se lo dio al miembro del consejo de la ciudad Alex Wan quien es abiertamente gay. Los activistas de LGBT respondieron al libro haciendo un llamado para que Cochran fuera despedido.

El alcalde Kasim Reed dijo el 6 de enero que el fallo de Cochran de obtener el permiso apropiado de la ciudad para publicar el libro y su rechazo a permanecer en silencio acerca del asunto durante la investigación de la ciudad contribuyó al despido.

En noviembre, Cochran fue suspendido sin goce de salario durante un mes y se le ordenó someterse a un entrenamiento de sensibilidad.

Aunque Cochran habló con grupos religiosos acerca de su suspensión, dijo que había obedecido la instrucción específica de la ciudad de no hablar con los medios, de acuerdo al Atlanta Journal-Constitution.

“Pese a mi respeto al servicio del jefe Cochran, creo que sus acciones y toma de decisiones socavaron su habilidad para manejar nuestro departamento de bomberos,” dijo Reed en una conferencia de prensa. “Cada empleado bajo la autoridad del jefe de bomberos merece la certeza de que es un miembro valioso del equipo y que la imparcialidad y el respeto guían las decisiones del empleo. Sus acciones en relación al libro y sus declaraciones durante la investigación han erosionado mi confianza en su habilidad para comunicar ese mensaje.”

La “decisión de retener al jefe Cochran” le hubiera causado a la ciudad ser responsable de una potencial discriminación ante una demanda, dijo Reed — probablemente en referencia a potenciales demandas de parte de empleados homosexuales que alegaran discriminación.

El alcalde dijo que ha recibido numerosas llamadas telefónicas y correos electrónicos de residentes de Atlanta que apoyan a Cochran. Reed respondió a los reclamos de que la libertad religiosa de Cochran había sido quebrantada diciendo que sus “creencias religiosas no son para nada el problema.”

“La ciudad y mi administración apoyan firmemente el derecho a la libertad religiosa, a la libertad de expresión y el derecho a libremente ejercer la religión de uno,” dijo Reed y añadió que él, al igual que Cochran, es “una persona de profunda fe religiosa.”

Los críticos que creen en obedecer la Biblia deben reconocer que Cochran violó el mandamiento de 1 Corintios 14:40 de hacer todas las cosas “decentemente y en orden” acerca del libro y la consiguiente investigación, dijo Reed.

Cochran dijo que la investigación de la ciudad se centró en cuatro asuntos. Los asuntos fueron, de acuerdo a Cochran:

— “¿Tenía yo permiso para escribir el libro?”

La oficial de ética de la ciudad, Nina Hickson, “inequívocamente me dijo que era apropiado y me dio legalmente permiso para que lo pudiera hacer y usara mi nombre en el libro en tanto que el libro no se tratara del gobierno o del departamento de bomberos,” dijo Cochran.

Reed recibió una copia del libro en enero de 2014 y dijo que planeaba leerlo en un viaje venidero, le dijo Cochran a Fox News.

— “¿He discriminado en contra de algún miembro de la comunidad LGBT o de un miembro de la comunidad LGBT de los Bomberos y Rescate de Atlanta?”

No hubo evidencia de discriminación entre los miembros del departamento de bomberos en general, dijo Cochran.

“Lo preeminente de mis valores cristianos es el amor sin condición para toda la humanidad,” dijo Cochran. “En el servicio en el cuerpo de bomberos, he tenido el privilegio de mostrar esta virtud cada día durante los pasados 34 años en la medida en que daría mi vida por cualquiera de las comunidades en las cuales he servido.”

— “¿Distribuí inapropiadamente el libro en el lugar de trabajo?”

Tres personas entrevistadas por los investigadores de la ciudad recibieron una copia del libro sin haberlo pedido, dijo Cochran. Pero “yo distribuí el libro solamente a miembros del departamento con los que ya había establecido una relación personal como cristianos.”

— “¿Fue apropiado para mí…sugerir que mi responsabilidad [como jefe de bomberos] era cultivar una cultura que glorificara a Dios?”

El juramente del puesto que Cochran tomó terminaba con “lo juro por Dios,” dijo. “Si fue una infracción [de política] glorificar a Dios y cultivar una cultura, debí haber sido despedido al mismo final de mi juramento.”

Mike Griffin, representante de asuntos públicos de la Convención Bautista de Georgia, le dijo a Baptist Press que el despido de Cochran es “un asunto de libertad religiosa.”

“Representa algo fundamental a su creencia,” dijo Griffin. “¿Habríamos tenido esta discusión si él hubiera escrito un libro sobre caza o pesca? No lo creo.”

Robert White, director ejecutivo de la Convención Bautista de Georgia, le dijo a Fox News que cree que Cochran fue despedido porque Reed sucumbió ante la presión de la comunidad LGBT de Atlanta.

“Es un día atemorizante en EE.UU. cuando una persona no puede expresar su fe sin temer la subsiguiente persecución,” dijo White. “Es persecución cuando un jefe de bomberos de Dios pierde su trabajo por expresar su fe cristiana.”

Los ciudadanos de LGBT de Atlanta, le dijo Cochran a Fox, “tienen el derecho de poder expresar sus posturas y convicciones acerca de la sexualidad y merecen ser respetados por su posición sin odio ni discriminación. Pero los cristianos también tenemos el derecho de expresar nuestra creencia en relación a nuestra fe y ser respetados por nuestra posición sin odio y sin discriminación. En EE.UU., nadie debe ser vilipendiado, odiado o discriminado por expresar sus creencias.”

El Atlanta Journal-Constitution editorializó que Cochran fue correctamente despedido por su “pobre juicio.”

“Cuando se tiene a más de 1.000 personas trabajando bajo su mando, no se puede ir públicamente sugiriendo que algunos de ellos son pervertidos o compararlos con aquellos que gustan de la bestialidad o del abuso sexual de niños,” escribió Jay Bookman de AJC. Si Cochran “fuera adherente de Louis Farrakhan y de la Nación Islam, y si distribuyera panfletos de los musulmanes negros a los hombres y mujeres que trabajan para él, ¿defendería la Convención Bautista de Georgia esa acción bajo la bandera de la libertad religiosa? No, no lo haría. En vez de eso argumentaría que tal comportamiento era antiprofesional y pediría el despido, y tendría razón.”

Griffin dijo que Bookman está equivocado en eso de que la convención de Georgia defendería cualquier derecho estadounidense de ejercer la libertad religiosa en el lugar de trabajo.

“La Convención Bautista de Georgia se caracteriza, como todos los bautistas a través de la historia, por ser campeones de la libertad religiosa,” dijo Griffin.

Luego de la suspensión de Cochran, la convención de Georgia publicó un comunicado de prensa llamando a los cristianos y a otras personas religiosas a lo largo y ancho de Georgia a:

— firmar una petición a favor de Cochran en http://gabaptist.org/petition en el sitio web de la Convención Bautista de Georgia;

— apoyar a Cochran comprando su libro en Amazon; y

— acudir a tantas iglesias y creyentes como sea posible para que contacten al alcalde Reed para que revoque su acción en contra de Cochran.

Cochran se dirigió al Comité Ejecutivo de la CBG el 9 de diciembre luego de su suspensión.

“Solamente estoy permaneciendo quieto para ver la salvación de nuestro Dios porque él se mostrará fuerte a favor de aquellos cuyo corazón es completamente suyo,” le dijo Cochran a los miembros del CE Georgia. “Y mi corazón es completamente suyo.”

Cochran dijo que no va a tratar de recuperar su trabajo sino que está considerando otras opciones legales.

Deja tus comentarios sobre esta noticia
Si desea reproducir esta noticia, por favor mencione a BibliaTodo.com