En China vuelven a vender murciélagos tras declarar «victoria» sobre el coronavirus

Tras dos meses de cuarentena en China, y miles de muertos por el brote del coronavirus Covid-19, las actividades económicas vuelven a la «normalidad»; como lo es la venta de carne de murciélago y animales exóticos en los mercados tradicionales.

En China vuelven a vender murciélagos tras declarar "victoria" sobre el coronavirus
En China vuelven a vender murciélagos tras declarar «victoria» sobre el coronavirus

Esto es lo mismo que hacían antes del brote del coronavirus que se originó en la ciudad de Wuhan en ese país, aparentemente en uno de esos mercados, y se transformó en pocas semanas en una pandemia mundial.

Todo a la «normalidad»

De acuerdo con el periodista George Knowles, del diario británico Daily Mail, las medidas de higiene para evitar un nuevo brote brillan por su ausencia. Él mismo observó cómo el viernes miles de clientes asistían a un mercado de Guillin, en el suroeste de China.

Perros y gatos aterrorizados metidos en jaulas oxidadas. Murciélagos y escorpiones ofrecidos a la venta como medicina tradicional. Conejos y patos sacrificados y desollados uno al lado del otro en un piso de piedra cubierto de sangre, suciedad y restos de animales, son algunas de las cosas que se ven nuevamente en los mercados de China.

Sin estándares de higiene para prevenir un brote futuro

Esas fueron las escenas cuando China celebró su «victoria» sobre el coronavirus al levantar el bloqueo, reabrir los mercados, y alentar a las personas a volver a la vida diaria normal para impulsar la economía en decadencia; sin ningún intento aparente de elevar los estándares de higiene para prevenir un brote futuro.

En otro mercado de carne en Dongguan, en el sur de China, otro corresponsal fotografió a un vendedor de medicamentos que regresaba al negocio el jueves con un cartel publicitario de murciélagos, que se cree que es la causa del brote inicial de Wuhan, junto con escorpiones y otras criaturas.

El mercado de Guilin estaba abarrotado de compradores ayer, con oferta de carne fresca para perros y gatos, un plato tradicional de invierno «cálido».

«El brote ha terminado, ya no hay que preocuparse»

«Todos aquí creen que el brote ha terminado y que ya no hay nada de qué preocuparse. Es solo un problema extranjero ahora en lo que a ellos respecta», dijo uno de los corresponsales con sede en China que capturaron las imágenes.

El corresponsal que visitó Dongguan dijo: «Los mercados han vuelto a operar exactamente de la misma manera que antes del coronavirus».

«La única diferencia es que los guardias de seguridad tratan de evitar que alguien tome fotos que nunca hubieran sucedido antes».

A pesar de que en China se impuso una prohibición para consumir y criar animales para venta; se cree que será muy complicado que las personas en China acaten esta restricción puesto que es una tradición muy arraigada.

Por otra parte, el gobierno de Beijing está promoviendo teorías de conspiración de que el brote no comenzó en China en absoluto. Una historia desacreditada, compartida ampliamente en la plataforma de medios sociales Weibo de China, afirma que el coronavirus se detectó por primera vez en Italia en noviembre.

Mientras tanto, los funcionarios chinos han promovido teorías de conspiración infundadas de que el ejército de los Estados Unidos llevó el virus a sus costas.

 

Deja tus comentarios sobre esta noticia
Si desea reproducir esta noticia, por favor mencione a BibliaTodo.com
Artículos Relacionados